Logo La República

Domingo, 17 de enero de 2021



COLUMNISTAS


Regreso a clases

Carlos Denton [email protected] | Miércoles 16 diciembre, 2020


Para los miles de estudiantes que asisten a escuelas y colegios privados hubo un anuncio positivo la semana pasada; ya se permitirá un híbrido de clases presenciales y virtuales cuando hay regreso a clases en febrero. Durante el cierre total de este año ninguno de estos educandos estuvo sin acceso a la enseñanza virtual; es seguro que todos los alumnos de centros privados viven en hogares donde hay internet. Pero ahora mejora la situación.

Sigue creciendo la brecha entre las clases sociales en el país provocado por el Ministerio de Educación Pública MEP. Mientras abren el sistema privado, el público se mantiene cerrado. El cierre asegura que los menores de hogares más pobres siguen perdiendo la más sagrada de las garantías constitucionales; el derecho a una educación. Hay por lo menos 200 mil educandos que residen en hogares sin internet.

¡Mentiras que los papeles que reparten a las madres pobres todos los lunes son lo mismo que la enseñanza virtual! ¿Quién les va a enseñar a los chiquitos que reciben los papeles a hacer las sumas y las restas o a comprender lo que leen de la historia o de la literatura? Los padres están en la pobreza por lo menos en parte porque no son educados.

No es por nada que mientras un ocho por ciento de los estudiantes asisten a centros educativos privados, un 23 por ciento de las mejores notas en el examen de admisión a la Universidad de Costa Rica UCR provienen de egresados de estos.

La mayoría de los docentes en los centros educativos privados son los mismos que dan clases en los públicos. Es más, hay bastantes que laboran en ambos sistemas. En algunos pocos toda la enseñanza se da en el inglés, excepto cuando se preparan para tomar los exámenes del Ministerio de Educación Pública MEP y aun así los docentes costarricenses aceptan y cumplan con el reto. Los salarios de los docentes son similares o quizás inferiores a lo que ganan los maestros y docentes en los centros del MEP. Pero los docentes del sistema privado irán a las aulas en 2021 desde el inicio.

Se impondrán todos los protocolos de protección de separación, de uso de máscaras, de limpieza. Pero por lo menos parte del tiempo compartirán aula con sus pupilos.

Por casi nueve meses de este año los niños y adolescentes de hogares de pobreza no recibieron una enseñanza igual a los demás. Tampoco recibieron los alimentos que normalmente comen en las escuelas. El gobierno manda un paquete de alimentos a los hogares de estudiantes inscritos; puede ser que contiene un equivalente a lo que comería un chiquito en 25 almuerzos. Pero la norma es que esos paquetes los come toda la familia en cinco o máximo seis días.

¿Por qué es que los centros educativos privados producen mejores resultados, entonces? Fundamentalmente funcionan mejor porque no están cargados por una burocracia enorme que se mete en toda decisión con velocidad de tortuga. Hay que meter machete a la burocracia en nombre de la buena docencia.

[email protected]




NOTAS ANTERIORES


Figueres, Héroe ¿o Antihéroe? de la Paz

Miércoles 13 enero, 2021

El Congreso de la República, antes de 1948, y La Asamblea Legislativa, desde 1949, hicieron y hacen reconocimientos públicos a ciudadanos que se destacan en Co






© 2021 Republica Media Group todos los derechos reservados.