Enviar
Reconstrucción de Haití atrae a líderes
Ban Ki-moon y Préval coinciden en necesidad construir casas seguras y mejorar ayuda

Ban Ki-moon, secretario general de la ONU, y René Préval, presidente de Haití, coincidieron ayer en que la prioridad del país tras el sismo de enero es la construcción de casas resistentes a las lluvias y que mejore la ayuda internacional para que no interfiera con la producción local.
En una conferencia de prensa en la base logística de la Misión de la ONU para la Estabilización en Haití (MINUSTAH), Ban y Préval también señalaron la necesidad de instalar estructuras de saneamiento en la empobrecida nación caribeña.
El máximo responsable de la ONU afirmó que el organismo está interesado en “construir viviendas comunes más sostenibles para el mayor número de personas” antes de junio, cuando se iniciará la próxima temporada de huracanes en el Caribe.
Asimismo, expresó el interés del organismo mundial por constatar el estado de las viviendas que no resultaron afectadas por el devastador sismo que afectó la capital haitiana y otras localidades, para que sus propietarios puedan retornar a ellas.
La iniciativa de la ONU permitirá a los damnificados del movimiento telúrico enfrentar “con mejor seguridad” los próximos meses, indicó Ban, quien confió en que no se repita en el país una tragedia como la causada por el sismo del pasado 12 de enero que afectó a Puerto Príncipe y otras localidades del país y que dejó unos 217 mil muertos.
En otro orden, Ban y Préval coincidieron en que es necesario mejorar la coordinación de la ayuda que se envía a Haití para los afectados del terremoto para evitar que la ayuda compita con la producción y el comercio nacional.
El mandatario haitiano, quien regresó ayer a su país tras visitar Estados Unidos y Dominica, sugirió que las compras de productos como el arroz se hagan en Haití “para prevenir cualquier competencia”.
El jefe de Estado llamó a un proceso de adaptación entre la producción agrícola nacional y el comercio nacional que no suponga “ninguna” competencia con la ayuda alimentaria internacional.
“Estamos ahora después el periodo de emergencia con una masiva ayuda internacional en alimentos. Hoy día, hay que adaptarse a la realidad de la producción agrícola nacional”, dijo Préval ayer.
Mientras que Ban reconoció la “improvisación” en el reparto de la ayuda durante los primeros días después del devastador terremoto.
En ese sentido, coincidió con Préval en que deben mejorar los esfuerzos que realizan los diferentes sectores en el país a favor de los afectados del terremoto.
Ban subrayó que “el Gobierno de Haití debe encargarse de este proceso de coordinación bien hecha”, antes de la cumbre de países por la reconstrucción de Haití convocada por la ONU el 31 de marzo en Nueva York.
El secretario general de la ONU realizó ayer una breve visita a Haití para evaluar la situación del país caribeño dos meses después del sismo de 7 grados de magnitud en la escala de Richter que azotó a la nación caribeña el pasado 12 de enero.
Se trata de la segunda visita que el máximo responsable de la ONU realiza a Haití.

EFE
Ver comentarios