Enviar
Compañías recibieron acreditación de calidad por políticas que les permiten ahorro energético
Recompensadas ocho empresas por mejorar el ambiente
Prácticas les han permitido ahorros de hasta $8 mil anuales en sus presupuestos

Lanzar productos libres de gases tóxicos y que no dañan la capa de ozono, le permitió a Prodex recibir una de las primeras acreditaciones en el país como una compañía que ayuda a mejorar el ambiente.
Al igual que esta compañía, siete empresas más recibieron un certificado de este tipo, gracias a que implementaron estas prácticas por su propia voluntad.
Ahora, incluso están listas para solicitar el proceso de certificación ISO-14001. Prodex ya cuenta con esta acreditación.
“Hemos implementado soluciones de aislamiento que contribuyen al ahorro energético y a la prevención de la naturaleza, además de contar con el compromiso de llenar a plenitud las necesidades de cada cliente”, explicó Silvia González, jefa de Mercadeo de Prodex.
Esta compañía creó un departamento de investigación y desarrollo para fortalecer la búsqueda de productos amigables con el ambiente.
Otra empresa que recibió el reconocimiento fue la Corporación Inyco S.A., especializada en la fabricación de empaques flexibles.
Para algunos empresarios lo más difícil fue el largo camino de culturización de los colaboradores.
Sin embargo, en Inyco el proceso permitió un ahorro de unos $8 mil anuales, según Federico Zamora, gerente general.
“Lo más difícil para cualquier compañía es la cultura empresarial. Uno a veces cree que está haciendo las cosas bien, pero se da cuenta de que está haciendo un mal manejo de la basura o que hay malos hábitos en el trabajo”, agregó Zamora.
Esta opinión fue respaldada por Lydia Matamoros, representante legal del Beneficio MonteRosa, ubicado en San Rafael de Naranjo.
“Uno de los mayores retos a los que se enfrentan las compañías es a la culturalización del personal”, dijo Matamoros.

Esta empresaria considera de suma importancia que otras firmas implementen sistemas de gestión.
“Los beneficios no son solo para el ambiente, sino para nuestras empresas. En nuestro caso, por ejemplo, al aplicar políticas contra la erosión del suelo, nos permitirá tener mejores cosechas”, explicó Matamoros.
Aunque solo ocho empresas participaron en esta oportunidad, se prevé que en el futuro todas las compañías tendrán que asumir este mismo reto y optar por este reconocimiento de
forma obligatoria.
El programa piloto de implementación de gestión ambiental, que tardó diez meses, fue coordinado por el Ministerio de Ambiente, Energía y Telecomunicaciones (Minaet), debido a una disposición del Tratado de Libre Comercio para la República Dominicana y Centroamérica (Cafta).
“Estas empresas hicieron un esfuerzo por hacer su trabajo de una manera menos contaminante y más amigable con la naturaleza”, explicó María Guzmán, directora de Gestión Ambiental del Minaet.

Yessenia Garita
[email protected]
Ver comentarios