Real Madrid y Barça regatearon la crisis
El Real Madrid y Barcelona lograron posicionar su marca de tal manera que la crisis no les afectó. /La República
Enviar

201603032054270.recuadro-29.gif
Lionel Messi, Cristiano Ronaldo, Gareth Bale, Neymar, Luis Suárez, James Rodríguez son algunas de las estrellas que copan la liga española.
Las acaparan el Real Madrid y el Barcelona, dos equipos a los que la crisis española no ha tocado y siempre sacan la billetera para fichar.

Gianluigi Buffon, Paul Pogba, Paulo Dybala, Mauro Icardi, Stephan El Shaarawy, Álvaro Morata sobresalen en el fútbol italiano, aunque están escalones por debajo de los mencionados arriba.
Hoy por hoy clubes como Milán, Inter, Roma o Juve no pueden darse el lujo de abrir su chequera y llenarla de ceros para adquirir un futbolista, lo que demuestra que a ellos sí los golpeó la crisis que vive Italia.
“Los equipos se quedaron estancados, y hasta a la selección le sucedió”, afirmó el arquitecto Fernando Aronne, un gran seguidor del Calcio y que por muchos años vivió en el Viejo Continente.
Melvin Garita, economista, lo fundamenta por un hecho totalmente de mercadeo perfectamente bien realizado por los dos clubes españoles.
“Me parece que es un asunto de mercadeo, estos dos equipos lograron venderse no solo como un clásico español sino como uno mundial, logrando abrirse puertas gigantes”, explicó.
Por esta razón merengues y catalanes se ligan con marcas en Asia, Estados Unidos o economías emergentes, y también realizan giras por estos país.
“Tanto así que mueven las bandas horarias de los partidos, para buscar cuándo se encuentran con más de un billón de personas que pueden ver el partido”, mencionó Garita.
Un claro ejemplo fue el derbi español disputado el fin de semana pasado en el Santiago Bernabéu, cuando se jugó a las 4 p.m. de España, mucho de ello pensando en el mercado asiático.
A este tipo de iniciativas reaccionaron primero los dos clubes españoles, y ya luego se les han unido equipos tanto de Italia como Inglaterra —con excepción del Manchester United que siempre ha estado muy fuerte en estos asuntos y fue el primero en apuntar al Oriente—.
Otro punto es la llegada de multimillonarios que invierten o compran equipos como el caso del París Saint Germain.
“Italia se está acomodando, pero les falta todavía a los equipos. En Inglaterra han apostado por mirar hacia los emiratos, dueños de petroleras, multimillonarios para financiar los equipos. En Italia eso no se da”, comentó Aronne recordando cómo en su momento por falta de dinero para retenerlos Zlatan Ibrahimovic, Kaká y otros jugadores debieron partir.
Y es que en los años 90 el fútbol italiano era uno de los grandes compradores y casi siempre mantenía sus figuras. Hoy en día Dybala, Pogba, Morata, todos de la Juve —el equipo que mejor se ha sostenido en Italia—, son jugadores que pronto serán seducidos por los millones que tienen clubes de Inglaterra (Chelsea, Manchester City, Manchester United, Liverpool, Arsenal), el Real Madrid o Barcelona.
“Ahora los equipos italianos compran jugadores de Suramérica y la antigua Yugoslavia, que apenas están brillando y son baratos. Ya no se pueden dar el lujo de contratar por ejemplo a James. En cambio antes sí”, concluyó Aronne.


Ver comentarios