Enviar
Rato y Machinea exigen reformas fiscales

Lima (20)
EFE

Rodrigo Rato, director gerente del Fondo Monetario Internacional (FMI), y José Luis Machinea, el secretario ejecutivo de la Comisión Económica para América Latina y el Caribe (CEPAL), reclamaron reformas fiscales para mantener el crecimiento de la región y reducir la desigualdad.
Ambos coincidieron en sus planteamientos durante del seminario regional “Política Macroeconómica y Equidad Social”, celebrado el 20 de setiembre en Lima bajo la organización del FMI y la CEPAL, en el que además participó José Miguel Insulza, secretario general de la Organización de Estados Americanos (OEA).
Rato aprovechó su intervención para señalar que los efectos de la crisis hipotecaria en Estados Unidos tendrá una influencia “moderada” en América Latina, aunque reconoció que traerá turbulencias a algunas economías emergentes, que se podrán plasmar en “una desaceleración de algunos mercados”.
El ex vicepresidente y ex ministro de Economía de España entre 1996 y 2004 también alertó de que “la globalización puede exacerbar la desigualdad”, minando la “extraordinaria” evolución económica que ha registrado América Latina en los últimos cinco años. Para paliar esos efectos, Rato consideró que “la política fiscal puede ser la palanca que empuje el crecimiento y reduzca la desigualdad”, con impuestos que graven rentas altas y la reducción de exoneraciones que favorecen a “los consumidores relativamente acaudalados”.
“Impuestos más simples y bases fiscales más amplias permitirán tipos más bajos”, aseveró el director gerente del FMI.
Rato también propuso mantener las inversiones y sobre todo ampliar el acceso al crédito, especialmente a las pequeñas y medianas empresas, prestando atención especial a la modalidad del microcrédito.
El máximo responsable del FMI abogó, asimismo, por “políticas sociales directas” que orienten el gasto hacia programas para los pobres y por la disminución de subvenciones “que benefician a los grupos de ingresos medianos y altos”, en referencia a los subsidios.
En términos similares se expresó Machinea, quien dijo que reducir la desigualdad y mantener el crecimiento económico en la región pasa por aplicar políticas fiscales y monetarias eficaces.
Machinea recordó que la región “ha sufrido como ninguna otra los costos que en términos económicos y sociales acarrea la inestabilidad nominal y real”.
Por ello, el secretario ejecutivo de la CEPAL abogó porque al tradicional objetivo de controlar la inflación se sume “la necesidad de tornar menos volátiles los procesos de crecimiento a través de instrumentos contracíclicos”.
Esos instrumentos deben “incluir políticas fiscales, monetarias y cambiarias”, señaló.
A su juicio, “la elevada inequidad debe ser combatida no sólo porque es una situación intolerable desde la perspectiva ética, sino también porque afecta negativamente al crecimiento”.
En este seminario regional, el segundo que organizan conjuntamente el FMI y la CEPAL, también participó el secretario general de la OEA, quien lamentó que “falta todavía mucho” para alcanzar la ansiada integración suramericana.
Insulza hizo referencia así a los planes de integración de la Comunidad Andina (CAN, Bolivia, Colombia, Ecuador y Perú) y el Mercosur, bloque formado por Argentina, Brasil, Paraguay y Uruguay, y con Venezuela en proceso de integrarse plenamente.
“Falta todavía mucho por avanzar, particularmente en los principales aspectos políticos, completar desgravaciones y la integración entre economías”, acotó el secretario general de la OEA.
Este foro regional permitió además al director gerente del FMI despedirse de Latinoamérica, ya que en las próximas semanas se designará a su sucesor tras haber presentado su renuncia el pasado mes de junio.
Ver comentarios