Ramonenses pierden paciencia por vía a San Carlos
La vía a San Carlos presenta avances aproximados a un 80%. Sin embargo, la falta de una conexión con la carretera Bernardo Soto genera controversia. Esteban Monge/La República
Enviar

En desacuerdo con rutas alternas

Ramonenses pierden paciencia por vía a San Carlos

• Unos 7 mil vehículos por día ingresarían a las saturadas calles de San Ramón


Una conexión definitiva de la nueva carretera a San Carlos con la carretera Bernardo Soto es la única solución que aceptarán los ramonenses, quienes ya perdieron la paciencia ante la posibilidad de que las calles de su ciudad se saturen de vehículos y provoquen un caos vial.
Representantes de la Municipalidad y las fuerzas vivas del cantón no se mostraron conformes con la propuesta planteada por representantes del gobierno la semana anterior, que incluye la renovación de tres vías alternas.
Las obras tendrían un costo de unos $9 millones.
Estos pasos serían provisionales mientras se completan los estudios para definir cuál es la ruta definitiva que conectará la nueva vía que se construye desde Sifón, en San Ramón, hasta La Abundancia, en Ciudad Quesada, denominada “punta sur”.
Los ramonenses temen que una vez abierta esta carretera, cuya inauguración se estima para dentro de un año, atraiga unos 7 mil vehículos más y prácticamente partan la ciudad en dos.
Por esta razón, las fuerzas vivas aseguran que presionarán fuertemente al gobierno para que solucione definitivamente el acceso a la nueva carretera.
Anoche, el Concejo tomaría una decisión oficial con respecto al ofrecimiento hecho por el MOPT.
El problema es que el gobierno aún se encuentra en la fase de estudios para el prediseño de la punta sur. Es decir, ni siquiera ha escogido cuál sería el trayecto de la nueva obra.
En principio hay dos opciones, una que llegaría por el sector de La Cima, entre San Ramón y Palmares, y otra en Palmitos, cerca de Naranjo.
Los estudios concluirían a fines de este año, y sería para el próximo que se definan la ruta, los planos constructivos y el proceso de expropiaciones. Se espera que este último trámite se ejecute bajo las condiciones de la nueva ley, que acorta los plazos de posesión de los terrenos.
Se buscó el criterio de los funcionarios del MOPT y del Conavi, pero al cierre de edición no había sido posible obtener respuesta.
La nueva carretera a San Carlos es una vía esperada durante décadas por los vecinos de la Zona Norte, con la que se espera se facilite el transporte de mercancías hacia el Valle Central y se potencie el turismo.
Se estima que esta obra estaría concluida dentro de un año, aunque la fecha todavía es una incertidumbre debido a que no se han podido concretar unas 50 expropiaciones.

201504212021160.6.png

Rodrigo Díaz
[email protected]

Ver comentarios