Enviar
Humberto Fernández, gerente de la constructora MECO, evalúa la adjudicación de la ampliación del Canal de Panamá
“Queremos exponernos al mercado internacional”
• Uno de los retos de la firma constructora es terminar los trabajos a tiempo y al costo acordado

Rommel Tellez
[email protected]

El reto está en firme. La constructora nacional MECO formará parte del equipo de trabajo que deberá completar la mayor obra de excavación en seco para la ampliación del Canal de Panamá por un monto de $267,8 millones. Esta es la responsabilidad más grande que enfrenta la empresa desde su fundación hace 33 años.
El consorcio que ganó la adjudicación —conformado además por la empresa Fomento de Construcciones y Contratas de España e Ingenieros Civiles Asociados de México— deberá finiquitar algunos detalles contractuales antes del 21 de este mes. Una vez completados los requisitos, la Autoridad del Canal de Panamá (ACP) dictará el comienzo de las obras, aseguró Humberto Fernández, gerente general de MECO.

¿Cuál fue la clave para ganar este concurso?
Tenemos 12 años de estar en el Canal, por ello ya teníamos la experiencia y sobre todo un manejo preciso de los precios unitarios. El costo de mover un metro cúbico de terreno es un factor determinante que nos dio competitividad.

¿Cuál fue el costo que ofertó el consorcio?
Nosotros ofertamos $267,7 millones y el presupuesto de la ACP era de $270 millones.

¿Cuáles son los aspectos más relevantes de esta nueva etapa de la ampliación?
Uno de los componentes mayores de esta obra es una presa, que tiene 3,5 kilómetros de largo, por ello debemos hacer un relleno de 6 millones de metros cúbicos. La envergadura de tr
abajo es similar a la represa del Arenal. Cuando se termine, un barco que esté en el Océano Atlántico se moverá hasta esta represa (Miraflores) y subirá hasta los 27 metros de altura, brincándose el lago que lleva el mismo nombre hasta alcanzar el nivel de otro lago, el Gatún. Para todo esto se debe hacer una excavación de 27 millones de metros cúbicos. La Autoridad del Canal de Panamá cataloga esta fase como la segunda en importancia en la historia de esta estructura.

¿Qué tipo de mano de obra costarricense se empleará?
Sobre todo serán operadores especializados en equipo de minería, además ingenieros civiles, topógrafos, técnicos de salud ocupacional. Se necesita mano de obra muy calificada.

¿Cómo se llega a estas “grandes ligas”?
Con el trabajo tesonero y honrado de todos los días. Sacando la tarea. No arrugar la cara, nos guste o no nos guste. No se puede llegar a ningún lugar si no es trabajando. Además es importante autoimponerse los más altos estándares.

¿Cuál será el rol de MECO dentro del consorcio?
Aún estamos en conversaciones con respecto a este tema, aunque lo más probable es que asumiremos la dirección del movimiento de tierra. Es ahí donde tenemos una gran trayectoria.

¿Cuál es el beneficio de formar parte del grupo adjudicatario?

La proyección internacional. La idea es que esta obra nos coloque en el mapa más allá de lo regional. Esperamos terminar incluso antes de las fechas exigidas.
Ver comentarios