Qué no debe decirle a un CEO
Enviar
Qué no debe decirle a un CEO

Cómo conversar con una de las máximas autoridades de su empresa y salir airoso

Melissa González
[email protected]

Quedar bien con el CEO no es una tarea sencilla, pero con una estrategia meditada puede lograr comunicarse con él o ella con éxito.
CEO significa Chief Executive Officer y se define como el encargado de máxima autoridad de la gestión y dirección administrativa en una empresa, organización o institución, según la enciclopedia en línea Wikipedia.
Para lograr una buena conversación o reunión con el “jefe”, se debe tener presente qué se debe decir y qué no.

A nivel de protocolo se considera que no hay un criterio establecido sobre lo que no se debe decir, “sin embargo, opino que no es correcto decir no a una situación o a algo que se plantea en la reunión, primero debe buscar alternativas, lo cual muestra su capacidad profesional”, expresó Juan Carlos Bonilla, experto en protocolo.
Otro factor que no es bien visto es criticar las políticas de la compañía con los directivos, expresó Marisol Fernández, especialista en recursos humanos, “ya que son reflejo de los valores corporativos, protegen legalmente a la empresa, marcan la ruta de las estrategias de negocios y también protegen los activos”, agregó.
Si un empleado se queja constantemente de ellas, expone su incapacidad de entender la dinámica empresarial y por lo tanto de liderar a un grupo.
Hablar inconsistencias tampoco es bien recibido, ni tampoco decir frases que demuestren resistencia al cambio, opinó Helen Badilla, consultora internacional y directora regional de ECO para América Latina.



Recomendaciones

Estos son algunos consejos de lo que no se debe decir a un CEO:

• No se deben hacer comentarios o preguntas abstractas o inconsistentes, sea objetivo.

• La comunicación debe ser fluida.

• No se debe decir “yo digo” o “yo pienso”, se debe decir “nosotros”, porque ellos no creen en el individualismo, sino en el trabajo en equipo.

• Se debe tener en cuenta que a algunos no les gustan las bromas personales.

• Nunca se debe decir “no se hizo por culpa de…”, porque a un CEO se le deben llevar soluciones.

• Les encantan los planes de acción, por ello no se deben hacer comentarios que no impliquen una acción.

• A la hora de hablar se deben asumir las responsabilidades de las decisiones, porque un CEO siempre asume las responsabilidades de lo que decide.

• Una persona sin visión no va con un CEO, porque es incapaz de medir los resultados deseados.

Fuente: Helen Badilla, consultora internacional y directora regional de ECO para América Latina

Ver comentarios