Enviar
Sala IV encontró vicios de inconstitucionalidad en propuesta para simplificar trámites para la instalación de atracaderos turísticos
Pulso por marinas vuelve al Congreso

• Resolución de la Sala Constitucional no perjudica los proyectos que están en desarrollo, según director de la Comisión Interinstitucional de Marinas y Atracaderos Turísticos

Eduardo Baldares
[email protected]

La Ley que pretendía acelerar el trámite para la construcción de marinas en el país encalló en la Sala Constitucional.
Los magistrados consideraron inconstitucional la propuesta de posponer la presentación de la Evaluación de Impacto Ambiental para después de otorgada la concesión para construir, administrar y explotar las marinas.
En ese sentido arguyó que eso significa desconocer el deber estatal de proteger, preventivamente, el ambiente, además de limitar el derecho a la participación ciudadana en la decisión de asuntos relacionados con el tema.
En cuanto a la forma, también cuestionó la ausencia de la consulta obligatoria a las municipalidades, así como la infracción al principio de publicidad por la carencia de una nueva publicación del proyecto de ley.
La Ley fue enviada a la Sala IV por quienes votaron en contra en el Congreso.
Ahora, después del rechazo, el proyecto retornará a la Comisión de Consultas de Constitucionalidad por el plazo que establezca el presidente del Congreso, Francisco Antonio Pacheco.
Ahí se decidirá cómo resolver los errores de procedimiento y de fondo, para luego regresar a primer debate.
“Tal como estaba (la nueva ley) les daba prioridad a los intereses económicos y al beneficio del inversionista por encima de la protección del ambiente”, aseguró Julio Barquero, coordinador de la Red Nacional para la Conservación de las Tortugas Marinas y opositor a la iniciativa.
Sin embargo, los impulsores del proyecto sostienen que este más bien acentúa la protección, pues veda el levantamiento de marinas donde existan ecosistemas coralinos
y regula la construcción de muelles turísticos en lagos y ríos, entre otras disposiciones como el manejo de residuos sólidos.
“Esta ley deja todas las reglas claras,
permitiendo una instalación más ágil y a la vez bien regulada, promoviendo el desarrollo dentro de parámetros sostenibles y bien delimitados, pero hay que gente que vive y sueña verde”, comentó Luis Barrantes, diputado libertario, quien había pronosticado que si la Sala IV daba el aval, en una semana se hubiese votado en segundo debate.
En cambio, para Grettel Ortiz representante de Acción Ciudadana, son más los “riesgos ambientales que la ventaja económica que se puede obtener, pero al parecer la mayoría (en el Congreso) no lo ve así”.

Ver comentarios