Logo La República

Lunes, 10 de diciembre de 2018



FORO DE LECTORES


Pueblo educado no permite incompetencia

| Jueves 17 mayo, 2012


Pueblo educado no permite incompetencia

Con solo 5 millones de habitantes y no muy favorecida con recursos naturales ni por su ubicación geográfica, con solo escuchar una parte de su himno (….el recurso que tenemos es nuestro pueblo), y la clara decisión política de invertir en formación y educación un mínimo del 6% de su Producto Interno Bruto, nos podremos dar la idea por qué su presidenta, Torja Halonen, acuñó durante su campaña la frase clave “fuerte inversión en educación”.
Es que los finlandeses parten de la premisa: —un pueblo inteligente y educado sabrá elegir dirigentes honestos y competentes—, jamás permitirán que los gobiernen personas corruptas e incompetentes, jamás permitirán que sus limitados recursos sean desperdiciados, un pueblo educado sabe distinguir fácilmente entre un discurso serio y una prédica demagógica, un pueble ignorante vive de ilusiones en tanto que uno educado prospera aun en condiciones adversas.
Finlandia con una producción per cápita mayor que la del Reino Unido, Francia, Alemania e Italia, basa su economía en la industria de la madera, metalurgia, telecomunicaciones y la producción de elementos electrónicos; y su alta dependencia de la importación de materias primas y alimentos no ha sido obstáculo para posicionarse fuertemente en el comercio exterior, el cual representa un tercio del Producto Interno Bruto.
Hasta ahora llego a entender la visión, más bien la ilusión, que se tuvo en el gobierno anterior de pasar la ley que permitiría invertir hasta el 8% del PIB en educación; y me queda claro por qué a la fecha no ha sido posible realizarlo, ya que prevalece el interés de la clase política por mantener los niveles de ignorancia poblacional y así continuar cada cuatro años llegando con los discursos demagógicos y viendo la política como un negocio en donde prevalecen los sinvergüenzas y el chorizo es el pan de cada día.

Ingeniero
Mynor Retana Cárdenas
[email protected]