Enviar
Protéjase de la volatilidad cambiaria

Los movimientos abruptos que sufre el tipo de cambio no pueden evitarse, pero sí se puede neutralizar su efecto por medio de productos financieros como las coberturas cambiarias.
Con estos instrumentos los usuarios convienen un tipo de cambio futuro, lo que les permite tener un grado de certeza sobre el valor de sus divisas en determinada fecha.
La volatilidad del tipo de cambio, en ausencia de mecanismos apropiados de cobertura cambiaria, introduce un alto componente de incertidumbre al proceso de planeación financiera.
A manera de ejemplo, una empresa exportadora presenta una estructura financiera donde el grueso de sus ingresos se genera en moneda extranjera mientras que una parte importante de sus gastos viene dada en moneda local.
“El mecanismo de cobertura permite a la administración preocuparse de lograr su presupuesto a partir de su actividad principal y reducir la importancia relativa de la gestión de tesorería o volatilidad del tipo de cambio sobre el desempeño del negocio”, explicó Andrés Víquez, director de Aldesa Valores.
Internacionalmente los empresarios ligados al comercio exterior son usuarios frecuentes de estos productos pues reciben el pago por sus transacciones en dólares, euros u otra divisa importante.
La volatilidad en el tipo de cambio afecta a exportadores e importadores de manera contraria, son las partes contrarias de una moneda; esto si se ven desde el punto de vista de flujo de caja.
La disminución en el tipo de cambio afectará al exportador, que el futuro tendrá que cambiar los dólares que reciba de la venta de sus productos, para hacer frente a sus obligaciones en colones.
Por el contrario, una subida del tipo de cambio afectará al importador que en el futuro ocupará una mayor cantidad de colones para pagar en el exterior los bienes o servicios adquiridos.
“Ambos se benefician con las coberturas al tener más claro el flujo de caja y un mejor costeo para cada participante pues sacan de su día a día la volatilidad del tipo de cambio”, explicó Ariel Vishnia, gerente de BCT Valores.
Hasta el momento solo BCT Valores ha realizado operaciones de Contratos de Diferencia en el país.
En Costa Rica la Bolsa Nacional de Valores (BNV) puede autorizar a los Puestos de Bolsa a realizar Contratos de Diferencia, que es estandarizado en el cual las partes acuerdan en el presente que entregarán en una determinada fecha futura un monto basado en la diferencia entre el precio de entrega y el precio pactado con referencia a uno o más valores subyacentes o indicadores financieros o bursátiles.
La negociación de contratos de diferencia se realiza fuera de los mecanismos normales de negociación en Bolsa, por cuenta propia o por cuenta de los inversionistas, este tipo de operaciones pueden ser tanto acordadas como cruzadas.
Es decir, exceptuando los casos de operaciones por cuenta propia, los puestos de bolsa podrían negociar Contratos de Diferencia por cuenta de clientes con cualquier tipo de inversionistas.
“Para que los contratos de diferencia logren desarrollarse apropiadamente es necesaria la volatilidad del tipo de cambio, pero que represente además un cambio en la tendencia del mismo, es decir, que la volatilidad no puede ser en una sola dirección (ni solo a la baja ni solo al alza)”, comentó Douglas Soto, gerente de BCR Valores.
Este puesto de bolsa está trabajando en la implementación de un software para el control y monitoreo de estos productos así como los procedimientos internos aplicables.
La Bolsa Nacional de Valores es la institución encargada de capacitar al personal de los puestos de bolsa.
Los intermediarios financieros reclaman que la regulación actual no ha permitido el desarrollo del instrumento de coberturas práctico y aplicable a la realidad nacional, que permita a quien lo desee, cubrirse de la volatilidad del tipo de cambio.
A principio de mayo, Francisco de Paula Gutiérrez, presidente del Banco Central, expreso sus dudas sobre la conveniencia de comenzar con el desarrollo del mercado de esta figura en el corto plazo.
Dentro de sus argumentos el jerarca comentó que las certificaciones sobre coberturas cambiaras recibidas en otras plazas, como Panamá o Estados Unidos, no se ajustarían a la realidad local.


Juan Pablo Arias
[email protected]
Ver comentarios