Logo La República

Lunes, 19 de noviembre de 2018



COLUMNISTAS


Premio para la democracia

Pedro Muñoz [email protected] | Jueves 05 mayo, 2011



Re – Soluciones
Premio para la democracia


Sobre el disputado triunfo de las cinco fracciones que en conjunto conforman la mayoría parlamentaria (PAC, ML, PUSC, PASE y FA), hoy no deseo resaltar las fallas humanas, los tecnicismos legales, o las presiones que enferman, sino el fecundo y arduo trabajo democrático de los cientos de miles que llevaron a los 31 diputados de la Alianza por Costa Rica a sus curules.
Deseo resaltar no solo a quienes sí fueron a votar el 7 de febrero de 2010 y a quienes trabajaron en logística, transportes, alimentación, motivando y jalando gente, y a quienes pegaron banderas, monitorearon la necesaria imparcialidad del proceso, cubrieron el evento ese día y en los meses anteriores en los medios de comunicación colectiva, y a quienes participaron como empleados, consultores de imagen, encuestadoras y otros múltiples actores casi invisibles.
En esta ocasión deseo resaltar a los fiebres que ejercieron el derecho a ser electos y no lo fueron, a los que participaron sabiendo el riesgo de no ganar o que participaron a sabiendas de que no iban a ganar o de que no llegarían ni siquiera a aparecer en una boleta del TSE: candidatos y precandidatos a diputados perdidosos, asambleístas nacionales, provinciales y cantonales, candidatos que participaron en las elecciones distritales, quienes organizaron y votaron en ellas, delegados del TSE y de los tribunales electorales internos de los partidos políticos. Ellos son los verdaderos héroes de la jornada que inició el 1º de mayo y terminará el próximo 30 de abril.
Es fácil criticar los errores humanos, desilusionarse, tener apatía y contribuir al abstencionismo. Difícil es participar, sudar, volar chancleta, pegar banderas, hacer comida y repartirla, conceptualizar programas y estrategias y ejecutarlos. Más difícil es reconocer el valor de todo esto sin olvidar que, con involucramiento, cooperación, mística y disciplina, el cambio sí es posible.

Pedro Muñoz
[email protected]
www.re-solucionesenliberia.blogspot.com