Enviar
Lotes destinados a aumentar capacidad de ruta fueron tomados por familias
Precaristas entraban ampliación de vía a San Ramón
Reubicación de familias para liberar tierras costará unos $20 millones

El precarismo se ha convertido en el obstáculo más reciente que ha enfrentado el proyecto de ampliación de la carretera hacia San Ramón.
A estas alturas no se tiene claro cuál es el área invadida ni cuántas familias hicieron suyos los terrenos donde en algún momento se construirán nuevos carriles que permitan agilizar el paso entre la capital y este cantón alajuelense.
Lo que sí está claro es que hasta que no se liberen estos lotes no se podrá dar la orden de inicio de las obras al grupo Autopistas del Valle, al cual se le adjudicó el proyecto vial, ya que uno de los requisitos para el arranque de la construcción es la entrega del 100% de los terrenos.
El atraso les impide reducir los costos de transportes a las decenas de empresas instaladas en la zona de influencia de esta carretera.
La invasión de los terrenos se produjo por dos factores: la postergación por cinco años del inicio de las obras y la falta de resguardo de los bienes por parte de las autoridades durante este prolongado periodo. Tal fue el descuido, que se invadieron lotes que habían sido recuperados con anterioridad.
Reubicar a estas personas tomará no solo su tiempo sino que también tendrá un alto costo, ya que las estimaciones preliminares apuntan a que sacar a los invasores requerirá unos $20 millones. Ese monto se invertirá no solo en los trámites de desalojo sino además en la búsqueda de soluciones de vivienda para las familias que serán desalojadas.
Para conocer el número de personas que han invadido los lotes destinados al proyecto vial, se deberá hacer un estudio para identificar desde las personas que verdaderamente tienen necesidad de vivienda para ayudarles con una solución, hasta aquellas que ya habían recibido apoyo estatal en el pasado y lucraron con el bien, destacó Edwin Rodríguez, secretario a.i. del Consejo Nacional de Concesiones.
En ese sentido se les pidió apoyo al Instituto Nacional de Vivienda y Urbanismo y al Banco Hipotecario de la Vivienda para que estudien caso por caso.
Este proceso demorará el plan para ampliar la vía a San Ramón, reconoció Rodríguez, quien no se atrevió a dar una fecha estimada sobre cuándo se podría tener listo el derecho de vía y mucho menos cuándo podrían empezar las obras en la principal vía del país.
La ampliación de la ruta a San Ramón es un proyecto de alta importancia para el país. Ello porque incluye la autopista General Cañas, la más transitada del país con más de 90 mil autos por día. Además porque a su margen se ha desatado un boom comercial, que incluye industrias, desarrollos urbanísticos y zonas francas.
Estas razones incidieron para que en 2005 la Contraloría General de la República avalara dar a la empresa privada el plan para aumentar la capacidad de esta vía mediante el modelo de concesión.
No obstante el atraso en la expropiaciones, la dificultad de Autopistas del Valle para conseguir los recursos, como consecuencia de las restricciones crediticias que dejó la crisis financiera en la banca internacional y ahora el problema de precarismo, han impedido el inicio de las obras.
Para las empresas ubicadas al margen de la vía a San Ramón, su ampliación es valiosa para agilizar los tiempos de recorrido y obtener algún ahorro en el mantenimiento de la flotilla.
Una de ellas es Dos Pinos. “La ventaja de esta vía es que hará más ágil la distribución de producto terminado desde la planta de El Coyol”, destacó Rogelio Fernández, vocero de la compañía.
No obstante, el representante de la productora de leche reconoció que la apertura de la vía a Caldera ha contribuido a agilizar el tránsito ya que ha concentrado gran parte de los vehículos pesados que antes empleaban la vía a San Ramón.
Cabe destacar que en la zona de influencia de este camino existen varias zonas francas y otras industrias que también siguen con gran expectativa el crecimiento de esta obra; más si se toma en cuenta que “el problema de la platina o un accidente que se presente, satura enormemente la vía”, comentó Rocío Canet, administradora del parque industrial Zona Franca Alajuela.

Danny Canales
[email protected]

Ver comentarios