Portugal se contagia de Grecia
Enviar
Portugal se contagia de Grecia

Portugal corre el riesgo de convertirse en la nueva Grecia. Con una deuda más grande y un ritmo de crecimiento de 10 años inferior al de Grecia, el país más pobre de Europa occidental está siendo castigado por los inversores al tiempo que la crisis de deuda soberana se propaga. La prima de riesgo sobre los bonos portugueses subió este mes a más del doble del promedio de los últimos 12 meses. Las permutas de riesgo crediticio (CDS) de Portugal muestran que los inversores consideran su deuda la octava de mayor riesgo del mundo, más que la del Líbano y Guatemala.
“Estamos conscientes de que la situación particular de Grecia conlleva riesgos de contagio, y lo estamos sintiendo”, dijo el ministro de Finanzas Fernando Teixeira dos Santos a reporteros en Lisboa el 22 de abril. “El desempeño de los diferenciales en el mercado revela ese riesgo de contagio”.

Standard & Poor’s redujo hoy la calificación soberana de Portugal en moneda local y extranjera a A- desde A+ y dijo que la perspectiva era “negativa”. También redujo la nota de Grecia, colocándola por debajo del grado de inversión, a BB+ desde BBB+, con perspectiva negativa.
Los bonos griegos cayeron ayer, lo que hizo subir su rentabilidad al nivel más elevado desde cuando menos 1998, por la especulación sobre el momento del paquete de rescate de la Unión Europea para Grecia. Los diferenciales portugueses, la rentabilidad extra que los inversores piden por tener su deuda en lugar de equivalentes alemanes, subieron hoy a 260 puntos básicos, el nivel más elevado desde al menos 1997. Los diferenciales griegos subieron a 675 puntos básicos, los más altos desde al menos 1998.
La campaña del primer ministro de Portugal, José Sócrates, para convencer a los inversores de que su país evitará la suerte de Grecia es afectada por una economía que ha crecido menos de 1 por ciento anual en promedio por diez años y depende del turismo y de sectores como el corcho y la pulpa.
Si bien la deuda pública de Portugal del 77 por ciento del producto interno bruto es igual a la de Francia, el monto total, contando la deuda de empresas y de particulares, supera la deuda de Grecia e Italia, en 236 por ciento del PIB. El nivel de ahorro es el cuarto más bajo entre los 27 miembros de la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económicos, según datos del grupo parisino.
“La razón por la que nos preocupa Portugal no es que la deuda del sector público sea excesivamente elevada, sino que la economía portuguesa realmente no crece”, dijo Kenneth Wattret, economista jefe para la eurozona en BNP Paribas SA en Londres.

Madrid

Ver comentarios