Enviar
Por la vía del menos malo
Costa Rica se prepara para enfrentarse al anfitrión con un déficit de fútbol a cuestas…

De una forma fea, pero estadísticamente válida, la selección Sub 20 de Costa Rica arriba a los octavos de final del campeonato mundial que se realiza en Colombia, cargando con un saco de nueve goles en contra por cuatro a favor.
A los nacionales, que cayeron el pasado sábado 0-3 ante Ecuador, solo les resta apostar al pasado, al mundial de Egipto, en el que pasaron la primera ronda en parecida situación y al final resultaron cuartos.
No obstante, aquella selección, con mucho más experiencia internacional supo y pudo levantarse, algo que para el actual equipo de Ronald González parece un reto de dimensiones heroicas, si lograra mañana sacar al anfitrión en un estadio a reventar de colombianos.
Por eso González asegura que trabajará primero en lo mental, para después pensar en lo físico-táctico y sobre todo en los despistes de una línea defensiva que sigue flotando sin aterrizar en tierras cafetaleras.
“Con mi equipo tenemos que trabajar al revés, por el momento nos tenemos que enfocar en el estado de ánimo de los jugadores (…) necesitamos a los muchachos con la mente despejada y centrados en el partido, para que durante el juego puedan tomar buenas decisiones”, manifestó González en la página de la Fedefútbol, agregando que si en el pasado lograron vencer a Egipto “no veo por qué no lo podamos hacer ahora. Cuidado que podemos dar la sorpresa”.
Ayer por la tarde Costa Rica tuvo su primera práctica en Bogotá. La consigna de los jugadores es levantar la cabeza e ir contra el anfitrión con la consigna de sacar el partido a como dé lugar.
Interesantes las manifestaciones de John Jairo Ruiz a Columbia, al señalar que “no sé cuándo nos daremos cuenta que estamos jugando un Mundial”, alegando sobre la falta de concentración con la que el equipo entra a los partidos.
Para peores, la nacional tendrá dos bajas sensibles en el medio campo, la de Yeltsin Tejeda que tiene doble amarilla y seguramente la de Juan Bustos Golobio, que se volvió a resentir en el partido ante Ecuador.
Recupera la nacional a Maynor Escoe, un jugador que ha marcado algo de diferencia en el rendimiento de la nacional, incluso un poco más que el mismo Joel Campbell, quien se ha mostrado intermitente en esta Copa, como él mismo lo reconoce, tras el partido ante Ecuador: “ninguna de las líneas dimos un buen juego, fallamos en todas las partes de la cancha”.

Luis Rojas
[email protected]
Ver comentarios