Por alza en precios, Brasil cultiva más maíz que soja
Un consumidor revisa el maíz en un mercado en Sao Paulo, Brasil
Enviar

Después de perder millones de acres destinadas a la soja en los últimos ocho años, Brasil está volviendo a sembrar maíz. Los agricultores están sembrando más de este cultivo para aprovechar la escalada de los precios internos.
La superficie cubierta por maíz en el verano de Brasil este año aumentará hasta un 13%, o en 760 mil hectáreas, principalmente porque se expandió el cultivo a través de campos previamente sembrados con soja, de acuerdo con Pine Research.
Ésta será la primera vez desde 2007 que la soja pierde frente al maíz de esta forma. La soja ha representado la historia de éxito de la agricultura brasileña de los últimos años.
El país ahora compite con los Estados Unidos como el mayor productor y es el mayor exportador mundial. Sin embargo, la expansión de la producción de soja brasileña estará ahora en su punto más bajo en una década.
Sembrar más maíz puede ayudar a aliviar la escasez interna que elevó los precios a un récord a principios de este año. El grano es una fuente importante de alimento para los animales, y los mayores costos hicieron que BRF y algunos otros productores de carne redujeran la producción de pollos.
Los márgenes de ganancia para el maíz deben ser casi dos veces más grandes que el año pasado y superan a los de la soja en hasta un 33%, según la firma brasileña de consultoría agrícola Celeres.
“Es muy raro que el maíz sea más rentable que la soja”, dijo el analista de Celeres Enilson Nogueira en una entrevista por teléfono.
Los agricultores brasileños todavía están asignando la gran mayoría de sus tierras a la soja. La última cosecha cubrirá aproximadamente 33 millones de hectáreas, de acuerdo con el cálculo promedio de los analistas, mientras que el maíz ocupará entre 5 y 6,5 millones de hectáreas durante el verano.
La soja tienen dos ventajas importantes sobre el maíz: una fuerte demanda por parte de las sociedades de comercio dispuestas a comprar por adelantado, y el hecho de que la oleaginosa es menos susceptible al mal tiempo.
El fenómeno climático de La Niña que se avecina por lo general trae condiciones de mayor sequía que lo normal en los estados del sur.

Ver comentarios