Platos sencillos con arte
Piero Schettino, propietario de Passión Pasta Fresca, junto a su equipo de trabajo. Esteban Monge / La República
Enviar

Platos sencillos con arte

El restaurante Passión Pasta Fresca ofrece un menú delicioso con una excelente relación precios-calidad

La persona que va por primera vez no esperará mucho y la ventaja es que se equivoca.
Una sencilla terraza lo recibe aderezada acertadamente con la amable atención de una sonriente salonera y su compañero.
Es mediodía y de pronto los comensales comienzan a llegar como estudiantes llamados al recreo, desde diplomáticos de una cercana embajada de Oriente, una

201408282331240.m100.jpg
pareja de residentes madrileños, los propietarios de una lujosa joyería de acento europeo y conocidos empresarios y residentes locales.
Todos con un solo objetivo: la cocina de Piero Schettino, el antiguo fundador de Bacchus, uno de los mejores restaurantes que vio la ciudad de San José en su historia, está de regreso.
Se nos fue a Italia y volvió hace unos meses, para retomar con firmeza el negocio de Passión Pasta Fresca, con una adición remozada, el restaurante.
Después de este almuerzo, con certeza puedo decir, hasta que alguien con suficientes pruebas me lo contradiga, que no hay otra opción de almuerzo y cena con una mejor relación calidad precio que esta en la ciudad.
El gazpacho que degusté me llevó como al crítico de Ratatouille al recuerdo, en este caso a mi primer gazpacho en Sevilla, los espaguetis con tinta de calamar, almejas y mejillones al vino tinto terminaron de rematar con sus perfumes, texturas y sabores delicadamente.
Platos sencillos con arte acompañados de una soberbia selección de vinos de la que Schettino se enorgullece, y Piero por favor no te vuelvas a ir.
 

Alfredo Echeverría M.
Director Grupo HRS
[email protected]

Ver comentarios