Enviar
¡Pinchazo de Loeb!
Ogier no hizo caso a su escudería, aprovechó traspié de Loeb y ganó en Alemania

Pese a partir como el gran favorito, el piloto francés Sebastien Loeb no pudo rematar esas predicciones en la meta, ayer en el Rally de Alemania, novena fecha del mundial.
Desafiando las instrucciones recibidas, el también francés Sebastien Ogier, compañero de escudería de Loeb, aprovechó un pinchazo de este, en el último tramo y fue por la victoria, la cual obtuvo.
De esta forma llegó a su fin la seguidilla de triunfos que Loeb había obtenido en la cita germana, desde que esta fue incluida en el calendario del mundial.
El pinchazo de Loeb se dio cuando era líder y estaba apretando para mantener el primer puesto, tras el cual perdió 1,15 minutos. Fue entonces cuando Ogier desobedeció las órdenes de equipo en Citroën y aprovechó la fatalidad de su compañero, al cual había llevado apretado durante todo el rally.
Ogier, segundo desde el inicio de la jornada del sábado, buscó siempre recortar la distancia con Loeb, pese a que le habían dicho que rebajara el ritmo para asegurar que los dos coches llegaran a meta, y de paso que Loeb consiguiera un triunfo que prácticamente le dejaba en bandeja el octavo título.
Después del traspié de Loeb, Ogier solo tuvo que administrar su diferencia, evitar los riesgos y cuidar la mecánica para llegar a la meta. Además, Loeb, que fue el más rápido en algunos tramos, había dicho desde antes de la salida que evitaría ya cualquier tipo de riesgos teniendo en cuenta la imposibilidad de la victoria.
Con este triunfo, Ogier suma su cuarto de la temporada y el sexto en el mundial de rallys, mientras que en el mundial de pilotos, Loeb mantiene el liderato y Ogier supera a Hirvonen en la segunda plaza.
Lo vivido ayer por Loeb se da pocos días después de que el francés, séptuplo campeón del mundo de rallys, renovó con la marca Citroën dos temporadas más, hasta 2013, pese a los rumores que apuntaban a que el alsaciano podía comprometerse con los alemanes de Volkswagen, que volverán a partir de la próxima temporada al Mundial de rallys. También se especuló que el piloto de 37 años abandonaría la disciplina para centrarse en otros deportes. No obstante, al final Sebastien prefirió mantenerse con esta escudería con la que comenzó hace diez años y con la que ha logrado la victoria en el Mundial en los últimos siete años.
Con respecto a Ogier, está claro que no ha querido admitir en ningún momento su papel de segundo piloto y ayer atacó desde el principio, hasta el punto de llevarse algunas sorpresas que bien pudieron costarle el abandono.

Luis Rojas y EFE
[email protected]

Ver comentarios