Enviar
Petrobras se expandirá en Portugal y España

La petrolera brasileña Petrobras definió a Portugal y a España como la puerta de entrada a Europa en su estrategia de internacionalización de los combustibles vegetales, afirmó Miguel Rossetto, presidente de Petrobras Biocombustibles.
A pesar de los embates de la crisis económica en Europa, el presidente de la subsidiaria para biocombustibles de la petrolera brasileña aseguró que el mercado europeo sigue siendo un objetivo importante en el sector de las nuevas energías porque "la agenda ambiental es una agenda definitiva".
"Los biocombustibles forman parte de ese gran mercado verde que está ahí: no habrá ningún retroceso en la exigencia mundial para reducir la emisión de gases de efecto invernadero", afirmó Rossetto, quien se mostró convencido de que los países de la Unión Europea cumplirán los objetivos que se impusieron en materia de uso de biocombustibles.
"Trabajamos con la previsión de que, si Europa cumple sus directrices, parte de ese mercado deberá ser abastecido con importaciones de biocombustibles. Nos preparamos para ocupar parte de ese mercado, tanto de etanol como de biodiesel", aseguró.
En ese sentido, Petrobras Biocombustibles inició su estrategia de acceso al mercado europeo con un acuerdo con la portuguesa Galp anunciado esta semana y por el que procesarán en conjunto en Portugal diesel vegetal a partir de aceite de palma cultivada en Brasil.
El llamado Proyecto Belén (en referencia a la capital del estado brasileño de Pará, donde se establecerán las plantaciones de palma) prevé la producción de 250 mil toneladas de biodiesel al año, que serán destinados al mercado ibérico de biocombustibles, del que Galp tiene un 50% del mercado portugués y un 10% del mercado español.
Además de las plantaciones en Brasil, el proyecto incluye la construcción de una unidad industrial de biodiesel en el país luso, con una inversión total de $530 millones: $90 millones para producir la materia prima en Brasil y $240 para establecer la planta de producción en Portugal.
No obstante, Rossetto declaró que la prioridad de Petrobras sigue siendo Brasil y la consolidación de los biocombustibles en el país, donde casi la mitad de la matriz energética está basada en energías renovables, principalmente hidroelectricidad y biocombustibles como el etanol y el diesel vegetal.
"Brasil entra en el siglo XXI en una gran posición estratégica: con nuevos hallazgos de reservas petrolíferas e invirtiendo para desarrollar energías renovables", apuntó el directivo de Petrobras, quien afirmó que "eso coloca al país en una situación muy positiva".
Aunque reconoció que los biocombustibles que no van a responder a toda la demanda mundial de combustible en el futuro, Rossetto se mostró convencido de que "tienen un papel importante en este período de transición energética, crecerán y obtendrán una participación importante en el mercado durante las próximas décadas".
En los próximos cuatro años, la compañía brasileña planea invertir $2.400 millones en proyectos en energías renovables, una estrategia de crecimiento que, según el presidente de Petrobras Biocombustibles, "muda y se actualiza constantemente en función a las variaciones del mercado".

Belén (Brasil) /EFE
Ver comentarios