Logo La República

Viernes, 16 de noviembre de 2018



INVERSIONISTA


Pesimismo sobre los metales, otra materia prima a la baja

Bloomberg | Viernes 24 julio, 2015



Pesimismo sobre los metales, otra materia prima a la baja

 Goldman Sachs Group Inc. pronosticó esta semana una tendencia bajista sobre todos los metales en una señal de que los golpes que sufren los precios de las materias primas podrían continuar.
Goldman redujo el miércoles su pronóstico del precio del cobre un 44% hasta el 2018 y espera que la demanda china crezca al ritmo más lento en casi dos décadas.
La reducción se produjo un día después de que Jeffrey Currie, jefe de investigación de materias primas del banco, dijo que el oro podría negociarse a su nivel más bajo desde 2009. Los analistas dijeron a principios de esta semana que el mineral de hierro seguirá cayendo.
El cobre cayó a un mínimo de seis años este mes, y el oro está cotizando cerca de su nivel más bajo desde 2010.
Todas las mercancías, desde el petróleo hasta el azúcar, han estado disminuyendo, mientras que los signos de una expansión del exceso de oferta condujeron al Índice Bloomberg Commodity a un mínimo de 13 años el miércoles.
Los inventarios globales de cobre seguidos por la Bolsa de Metales de Londres han aumentado a más del doble en el último año, lo que indica un amplio suministro.
"Disminuimos sustancialmente nuestras previsiones del precio del cobre de corto, mediano, y largo plazo en base a las menores previsiones de crecimiento de la demanda china del cobre, a una mayor convicción en el crecimiento de la oferta de cobre durante los próximos tres años, y a los supuestos menos conservadores respecto a la deflación de los costos de la actividad minera en términos de dólares", dijeron los analistas, incluido Max Layton de Londres.
Goldman espera que los precios alcancen $4.500 a finales del próximo año. Eso sería una caída del 16% respecto al cierre del miércoles, y se compara con una perspectiva promedio de los analistas de $6.608, de acuerdo con 26 estimaciones compiladas por Bloomberg.
Currie dijo el martes que lo peor está por venir para el oro, que al día siguiente coronó su racha de pérdidas más larga desde 1996 en Nueva York.
Dijo que los precios podrían caer por debajo de $1.000 la onza a finales de año. Los futuros para la entrega en agosto en Nueva York cerraron en $1.091,50 el miércoles y tocaron $1.080 esta semana, el nivel más bajo desde febrero de 2010.

Bloomberg