Enviar
Jueves 6 Junio, 2013

Entre el 10 y 14 de junio se desarrollará en Costa Rica una conferencia de alto nivel entre países de renta media, enfocada en el rol de “redes para la prosperidad”


País de renta media: Cooperación y desarrollo

Un país como Costa Rica ha dependido de la ayuda internacional para promover diversas áreas de desarrollo. La asignación de cooperación internacional se ha enfocado en los países de renta baja, afectando de manera directa a los de renta media (PRM), y más aún a los de renta media alta, entre los que está Costa Rica.
El reto para seguir recibiendo cooperación aunque seamos PRM y, más importante, para lograr el desarrollo-país que nos hayamos propuesto en el corto-mediano-largo plazo, tiene varias caras.
Por un lado, debemos tener claro que al cambiar nuestra clasificación a PRM, también debió darse una transformación en la dinámica del país.
Debemos adaptar nuestras instituciones a la nueva realidad. Si antes era importante, ahora es imperioso ejecutar eficientemente los recursos de cada actor interno. Si antes los “hacedores de políticas públicas” no incluían esta posibilidad de reclasificación como una carta del juego, ahora es una realidad.
Debemos adaptar la estrategia de negociación del país. Reenfocar la agenda internacional para promover la diversificación de los países con los que queremos estrechar relaciones. Analizar la viabilidad de este y subsiguientes planes de Gobierno ante recursos de cooperación disminuidos.
Debemos entender que los países donantes no apoyan por amor sino por intereses estratégicos. En nuestro escenario actual de PRM nos vemos en la obligación de mapear desde los intereses explícitos, hasta los intereses más recónditos de los países donantes; al mismo tiempo que estratificamos los ejes estratégicos de desarrollo y apuntamos a la búsqueda del desarrollo de estos para evidenciar estratégicamente los puntos de coincidencia de objetivos y propiciar que este trabajo que podríamos llamar “logístico” o de “gestión”, posicione al país como socio estratégico y traduzca la nueva dinámica de relaciones en: atracción de oportunidades y ventajas competitivas para el país.
La próxima semana, entre el 10 y el 14 de junio se desarrollará en Costa Rica una conferencia de alto nivel entre PRM, enfocada en el rol de “redes para la prosperidad”. Esta es una oportunidad para Costa Rica y demás PRM para coordinar e impulsar procesos de desarrollo regionales y globales, y entre otros puntos, para definir los roles e intereses de los PRM en el vínculo existente entre política económica y sostenibilidad global.
Este tipo de actividades plantean una diversidad de criterios, propuestas, discusiones; aunadas a la oportunidad que presenta el ser el país anfitrión. Confío en que nuestros líderes políticos y representantes sabrán aprovechar el foro y las oportunidades que se deriven de esa dinámica (a nivel de relaciones, por ejemplo). Creo que se ha promovido una planificación destacable para el fondo del foro. Una ocasión selecta para establecer planes de acción consistentes con las lecciones aprendidas en el pasado por otros PRM y deliberadamente ejecutar programas sólidos, en función de una agenda seria de desarrollo-país con visión de largo plazo.

Alejandra Esquivel Guzmán

Gerente general, Corporación Álvarez y Marín
[email protected]