Enviar
Líder del Partido Patriota es quien más ha insistido en exigir la dimisión de Colom
Opositor guatemalteco denuncia plan en su contra
Secretario General de la OEA da apoyo al mandatario guatemalteco

Guatemala
EFE y AFP

La denuncia hecha ayer por el líder de la oposición de Guatemala, Otto Pérez Molina, sobre un supuesto plan para asesinarlo complica la crisis política que vive el país debido a las acusaciones de implicación en la muerte de un prestigioso abogado que han recaído sobre el presidente Álvaro Colom.
“No tengo elementos para decir que sea el Gobierno” el que está detrás del supuesto complot, aseguró a Efe Pérez Molina, líder del derechista Partido Patriota y perdedor de las elecciones presidenciales de diciembre de 2007 ante Colom.
“No caeré en el mismo juego del presidente Colom, que todo lo atribuye a una desestabilización. En mi caso, lo que hay es un plan para asesinarme. Hay un testigo, una persona capturada y una denuncia”, señaló el general retirado, de 59 años.
El líder opositor es quien más ha insistido en exigir la dimisión de Colom para que sea investigado por el asesinato del prestigioso abogado Rodrigo Rosenberg, ocurrido el pasado 10 de mayo.
En un vídeo grabado pocos días antes de su muerte, Rosenberg responsabiliza de la planificación de su asesinato a Colom, a la esposa del mandatario, Sandra Torres, al secretario privado de la Presidencia, Gustavo Alejos, y a varios empresarios.
El testigo “dijo literalmente que a Otto Pérez Molina lo van a asesinar para quitarlo del camino (...) ¿Quién está interesado en quitarme del camino? No lo sé. Eso es lo que queremos determinar”, explicó hoy el líder opositor.
La denuncia del supuesto complot para matarlo a él y a la diputada Roxana Baldeti, jefa del bloque legislativo de su partido, fue presentada el pasado 12 de mayo ante la Fiscalía de la ciudad de Quetzaltenango, 200 kilómetros al oeste de la capital, “por una persona” que Pérez Molina dice no conocer.
Esta persona, cuya identidad se mantiene en reserva por haber sido declarada “testigo protegido”, denunció “que existe un plan para matarme a mí y a la diputada Baldeti”, reveló Pérez Molina.
El testigo “aseguró que miembros de una banda que tienen complicidad con personal de la PNC (Policía Nacional Civil) lo querían contratar para participar en mi asesinato y el de la diputada”, detalló.
Por su parte José Miguel Insulza, secretario general de la OEA, pidió a los guatemaltecos unidad, respeto a la gobernabilidad y fortalecimiento del sistema judicial al concluir su visita a Guatemala ante el escándalo que provocó el video póstumo de un abogado que acusó a Colom de su muerte.
“Espero que en las próximas semanas tengamos avances efectivos (en la investigación), porque es importante pacificar los espíritus, para evitar la confrontación”, afirmó Insulza la noche del lunes durante su visita a Guatemala.
Ver comentarios