Enviar
Oportunidades en medio de la crisis


Del mismo modo que la familia, como estructura ideal para el desarrollo humano, es la base de la sociedad y puede generar un entramado sólido capaz de producir y fortalecer el crecimiento del país, así también las pequeñas y medianas empresas juegan el mismo papel en la consolidación de una economía vigorosa y en constante progreso.

Una nota de este medio informa lo ocurrido en el país en el tema de exportaciones e importaciones, y detalla cuáles sectores reportaron mayor crecimiento y cómo la diversificación contribuyó a minimizar la desaceleración de las ventas. Asimismo, señala la importancia de lo que es necesario hacer, en esta materia, para tratar de disminuir el impacto de la actual crisis económica mundial.

En palabras del propio Ministro de Comercio Exterior, el citado informe señala que para el país es sumamente importante mantener el apoyo al sector productivo, especialmente a las pequeñas y medianas empresas (pymes).

En efecto, del mismo modo que la familia, como estructura ideal para el desarrollo humano, es la base de la sociedad y puede generar un entramado sólido capaz de producir y fortalecer el crecimiento del país, así también las pequeñas y medianas empresas juegan el mismo papel en la consolidación de una economía vigorosa y en constante progreso.

A pesar de no ser tan buenas como se esperaban, las cifras de comercio exterior a setiembre se ubican bastante mejor que las proyecciones de la Comisión Económica de las Naciones Unidas para América latina y el Caribe, quien había vaticinado para el cierre de 2008 un aumento en el volumen de esas exportaciones de apenas un 2,2%.

Por otra parte, las cifras del censo exportador llevado a cabo por Procomer, evidencian la importancia del crecimiento de las microempresas y de las pymes en la generación de empleo nacional.

Estos y otros datos mencionados en el reportaje de LA REPUBLICA son insumos a tomar en cuenta para diseñar la estrategia de apoyo a este segmento del sector productivo que, bien impulsado, puede ser clave en la actual coyuntura.

No obstante, no pueden dejarse de lado, o restarles importancia, otros factores esenciales que confluyen siempre, directa o indirectamente, en la calidad de la fuerza productiva del país, como son la educación, que no solo no ha logrado el anunciado 8% sino que no consigue el 6% de ley, la buena calidad del aprendizaje de idiomas desde el preescolar, entre otros, que contribuyen a la formación del mayor capital con que cuenta el país: su recurso humano.


Ver comentarios