Enviar
Operadoras de pensión y Caja chocan por comisiones

Administradoras de pensiones critican el alto monto que deben pagar, pero autoridades del Seguro Social defienden el sistema

Betzi Villalobos
[email protected]


Las comisiones que deben pagar las operadores de pensiones al Sistema Centralizado de Recaudación (Sicere) mantienen a esas entidades inconformes, pues consideran que la tarifa es alta e injustificada.
Ante ello, las autoridades del Sicere, que pertenece a la Caja Costarricense de Seguro Social (CCSS) defienden el cobro de comisiones porque a su juicio han logrado avances importantes en aspectos como la transparencia.
El Sicere se encarga de recaudar y distribuir los aportes que realizan los trabajadores al régimen de pensiones complementarias.
Actualmente, la comisión que se cobra a las operadoras es del 1,03% sobre los aportes totales de los trabajadores, monto que es considerado “excesivamente alto”, de acuerdo con varias administradoras de pensiones consultadas.
“Este monto es increíble, se nos está cobrando mediante un sistema completamente marginal, por un trabajo que realmente no es visible y lo que es peor, no se rinden cuentas del uso real del dinero”, afirmó Javier Sancho, gerente de BAC San José Pensiones.
Además, los representantes de las operadoras mencionaron otros inconvenientes como la falta de transparencia a la hora de rendir cuentas, el poco desarrollo del sistema y la falta de proporcionalidad del cobro respecto al uso que la operadora da al sistema, en función del número de afiliados.
“Hay muchas dudas acerca de la forma en la que se decidió cobrar esta comisión, en un principio se dijo que el monto era mayor para ayudar a desarrollar el sistema; no obstante, ha ido aumentando en los últimos años, generando un costo total para las operadoras de un 7% de sus ingresos, y serán los afiliados los que deberán pagar la factura”, dijo María Lucía Fernández, gerente de IBP Pensiones.
El impacto de este problema para el afiliado radica en que a pesar de que el pago debe realizarlo la operadora, este gasto es trasladado al afiliado por medio de un aumento en las comisiones que cobra cada operadora.
“Es algo muy básico, si los gastos que tiene la operadora son muy altos, las comisiones que cobren van a ser altas, sino, ¿de dónde se va a generar la ganancia?”, explicó Marvin Rodríguez, gerente de Popular Pensiones.
Como consecuencia, la Asociación Costarricense de Operadoras de Pensiones (ACOP) ha trabajado desde hace varios años en la búsqueda de cambios en estos aspectos, no obstante, las repuestas al parecer no han sido positivas por parte de la CCSS.
“Hemos trabajado mucho en este tema, hasta un recurso de amparo tuvimos que poner, para ver si podemos conocer por qué esta comisión es tan alta, tomando en cuenta que en otros países se encuentra entre un 0,3% y 0,5%, pero no hemos logrado nada”, comentó Danilo Ugalde, director ejecutivo de ACOP.
“El respaldo de la Caja es un estudio actuarial que realizaron, muy mal logrado, con cifras y proyecciones muy a mano alzada, lo que genera que no haya un fundamento real para este cobro y donde lamentablemente nos vemos perjudicados todos los que estamos ahorrando para nuestra pensión”, agregó Ugalde.
Al respecto se consultó a voceros del Sicere, quienes explicaron que las tarifas aplicadas se establecieron de acuerdo con un estudio del costo de inversión y de operación del sistema, así como también a un análisis de gradualidad que determinó tarifas diferenciadas.
Adicionalmente, comentan que han logrado avances importantes en el sistema en aspectos como transparencia, simplificación de trámites y mejoramiento de la plataforma tecnológica.
“Sí se ha avanzado en forma importante, para afirmar esto se debe tener presente que el Sicere es un sistema integral sumamente complejo, pero se tiene previsto continuar con el mejoramiento en la gestión operativa, tecnológica y funcional del sistema”, afirmó Aristides Guerrero, director del Sicere.



Ver comentarios