Obama insta al Congreso a levantar embargo a Cuba
Estadounidenses y cubanos quieren avanzar. Creo que es hora de que el Congreso haga lo mismo, dijo Obama. Bloomberg/La República
Enviar

Obama insta al Congreso a levantar embargo a Cuba

 El presidente de Estados Unidos, Barack Obama, instó al Congreso a sumarse a su decisión de reabrir la embajada de su país en La Habana y levantar el embargo comercial estadounidense a Cuba.
“No tenemos que quedarnos aprisionados en el pasado”, dijo el miércoles Obama en la Casa Blanca. “Estadounidenses y cubanos quieren avanzar. Creo que es hora de que el Congreso haga lo mismo”.
La embajada se reabrirá el 20 de julio, cuando Cuba también reabra su embajada en Washington. El secretario de Estado John Kerry planea viajar a La Habana para “volver a izar con orgullo la bandera de Estados Unidos en nuestra embajada”, dijo Obama.
Jeffrey DeLaurentis, que dirige la Oficina de Intereses de Estados Unidos en La Habana y sería el enviado inicial al frente de la embajada, envió al presidente cubano Raúl Castro una carta de Obama en la que confirma los planes, según el Ministerio de Relaciones Exteriores de Cuba.
La pregunta es si Obama tiene la fuerza política luego de una serie de publicitadas victorias para concretar los próximos pasos de lo que dijo sería un largo proceso de normalización: el levantamiento del embargo y un embajador estadounidense en Cuba que obtenga la confirmación del Senado, que controlan los republicanos.
Obama no ha decidido si nominar a un embajador en el futuro inmediato o si seguir operando a través de DeLaurentis como encargado de negocios, según un funcionario del gobierno.
Quienes critican la apertura de Obama a Cuba se apresuraron a condenar su última decisión.
El presidente de la Cámara de Representantes, el republicano John Boehner, de Ohio, dijo en una declaración que el gobierno “entrega a los Castro un viejo sueño de legitimidad sin obtener nada para el pueblo cubano, que vive oprimido por esa brutal dictadura comunista”.
El senador demócrata Bob Menendez, de Nueva Jersey, que se opone al restablecimiento de las relaciones con Cuba, acusó a Obama de tratar de adornar su legado a expensas del pueblo cubano.
“Seguirán ignorando nuestras demandas de libertad en la isla, y nosotros estimulamos que un estado policial mantenga una política de brutalidad”, dijo en una declaración. “El mensaje es que la democracia y los derechos humanos no ocupan un lugar importante”.
Cuba también podría convertirse en un problema en la campaña para las elecciones presidenciales de 2016.
El senador por Florida Marco Rubio, que busca la nominación presidencial republicana, ha dicho que se opondría a toda nominación de un embajador que presentara la Casa Blanca. Ted Cruz, un senador de Texas que también busca la nominación partidaria, se ha hecho eco de esa amenaza.
Los diplomáticos de Estados Unidos en Cuba tendrán menos restricciones en sus acciones.

Bloomberg
 



Ver comentarios