Enviar
Obama dará prioridad a economía interna

Jefe de gabinete del futuro presidente de Estados Unidos aseguró que el demócrata se centrará en fomentar el empleo y bajar impuestos

Washington
EFE

El congresista Rahm Emanuel, nombrado por Barack Obama como jefe de gabinete y quien se perfila como figura clave del nuevo Gobierno de EE.UU., dijo ayer que la economía será la “prioridad número uno” del próximo presidente.
Emanuel se refirió en declaraciones al programa “This Week” del canal ABC a la difícil situación por la que atraviesan los más de diez millones de estadounidenses que están desempleados y aseguró que “los ciudadanos necesitan inmediatamente ayuda para salvar su economía”.
En lo que va de año, la economía estadounidense ha destruido 1,2 millones de empleos y la tasa de paro se ha situado en el 6,5%.
El que será jefe del Gabinete de Barack Obama, quien asumirá la Presidencia el 20 de enero, aseguró que esa administración estará al servicio de los ciudadanos, por lo que “la economía será la prioridad número uno”, sobre todo centrada en el apoyo a la clase media.
La administración Obama se centrará en fomentar el empleo y reducir los impuestos a la clase trabajadora, anticipó.
“La clase media debe ser el foco de la estrategia económica”, aseguró Emanuel, quien lamentó que la media de los ingresos de los hogares ha disminuido en los últimos ocho años, debido a la inflación y al elevado precio de servicios esenciales como la educación, la energía y la atención sanitaria.
A su juicio, el Congreso debería aprobar un plan a corto plazo para ampliar las prestaciones de desempleo y ayudar a los estados a pagar los costos de la atención sanitaria.
Explicó que la nueva administración llevará a cabo su política fiscal, que incluye una subida de impuestos para los ciudadanos con ingresos superiores a los $250 mil al año, y una reducción para el 95% de los trabajadores estadounidenses.
“No puede haber una economía fuerte, sin una clase media fuerte”, aseguró.
Aunque la economía será un pilar de esta administración, señaló que Obama no se olvida de los compromisos que adquirió durante la campaña y, una vez que asuma su cargo, quiere tomar una serie de medidas inmediatas para ampliar la cobertura sanitaria, reformar la política energética y que la educación sea más asequible.
Mientras tanto, los demócratas esperan a que esta semana se puedan despejar las dudas sobre quiénes serán los elegidos para formar parte de la administración Obama.
Según la CNN, el nombre del senador John Kerry, que apoyó la candidatura de Obama en las primarias frente a la senadora Hillary Clinton, suena como secretario de Estado.
También comienzan a evaluarse los nombres de los que ocuparán los puestos más peliagudos dadas las circunstancias por las que atraviesa el país, como el del Secretario del Tesoro, cargo al que podría aspirar el ex presidente de la Reserva Federal Paul Volcker.
Ver comentarios