¡Nueva reina del tenis!
Angelique Kerber hizo mesa gallega en la ciudad que nunca duerme; conquistó el US Open y destronó a Serena Williams como la mejor del mundo. Archivo/La República
Enviar

¿Cómo no ser la mejor del planeta si empezó a jugar tenis a los tres años de edad?

La hija del polaco Slawomir Kerber y la alemana Beata, al igual que millones de chiquillas de todo el universo se puso a jugar en los circuitos juveniles del Viejo Continente sin ganar absolutamente nada.

Se inscribió en el circuito profesional y a los 15 años de edad, en 2003 (nació en Bremen el 18 de enero de 1988), derrotó a la francesa Marion Bartoli, en el Abierto de Berlín, lo que le significó su primer triunfo ante una top 100 del escalafón de WITA, la Asociación Mundial del Tenis Femenino.



Vegetó tres temporadas sin mayores acontecimientos; la joven tenista que reside en Puszczykowo, Polonia prácticamente ganó solo un torneo por temporada: en Canadá derrotó a la local Valerie Tetreault una desconocida del escalafón; en Glasgow hincó a una semigrande, Kirsten Flipkens y en Nueva Jersey dio cuenta de la serbia Irena Pavlovic, poco de qué enorgullecerse.

Su debut en los “Grandes” se dio en 2007 y fue catastrófico: el primero fue Roland Garros y cayó con Yelena Dementieva; siguió Wimbledon donde la despachó Anna Chakvetadze y paradójicamente en el US Open la liquidó quien fuera su última víctima en el ranking Serena Williams, las tres derrotas en primera ronda.

Estos contrastes no desanimaron a la tenista que le arrebató a la menor de las Williams, la cúspide del tenis femenino después del prolongado reinado de Serena durante 186 semanas.

De la mano de su entrenador Torben Beltz, esta zurda, cuyo revés a dos manos es su punto de juego más fuerte, finalmente ganó su primer partido de Grand Slam en 2008 en el Abierto de Australia, venciendo a la estonia Maret Ani, para caer en la ronda siguiente ante la guerrera italiana Francesca Schiavone.

Angelique empezó a saborear las mieles del triunfo y a disfrutar de la competencia, como lo hace cuando va al cine con su hermana menor a ver películas de Julia Roberts, Cameron Díaz y Reese Whiterspoon sus actrices favoritas.

En la temporada 2012 dio un golpe de autoridad derrotando a Serena Williams en los cuartos de final de Cincinnati hasta irrumpir con toda su fuerza y talento en la campaña de este año que la llenó de gloria.

Arrancó en Brisbane donde cayó en la final con la top 10, Victoria Azarenka y enseguida fe la reina del Abierto de Australia, su primera corona Grande, cuando se impuso a la casi invencible Serena Williams en la final 6-4, 3-6, 6-4.

Luego tuvo un bache y fue despachada temprano de Catar e Indian Wells, hasta avanzar a las semifinales de Miami donde perdió con su “bestia negra”, Azarenka.

En tierra batida que no es su fuerte fue semifinalista en Charleston, pero se hundió en Roland Garros eliminada en primera ronda por la tulipana Kiki Bertens en tres sets.

Kerber representó a su país en el tenis de los Juegos Olímpicos en Río de Janeiro y obtuvo la medalla de plata, tras perder la final sorpresivamente con la boricua Mónica Puig, antesala de su segundo título Grande, el US Open, ganado tras vencer en la final a Karolina Pliskova, cetro que la encumbró como la tenista número uno del mundo.


Grandeza teutona


2 títulos Grand Slam
Finalista en Wimbledon
Plata en Río de Janeiro
10 títulos individuales
57 triunfos en dobles


Ver comentarios