Enviar
ICE adelanta planes para instalar moderna red móvil
Nueva generación celular llegaría para 2012

Ericsson y Huawei serían las principales candidatas

La instalación de una moderna red de telefonía celular que permita a sus usuarios desde ver televisión en alta definición, hasta participar de videoconferencias, podría adelantarse para el próximo año.

Para ello, el Instituto Costarricense de Electricidad (ICE) deberá correr para elegir a la empresa que se encargaría de montar la nueva red.
En la actualidad dos son las principales candidatas, la sueca Ericsson y la china Huawei.
El plan inicial del ICE era terminar de desarrollar y comercializar la actual red de telefonía de Tercera Generación (3G) y a partir de 2013 pasar a la Cuarta Generación (4G).
Esta es una tecnología que ya se comercializa en Asia y Europa, pero que apenas este año ha comenzado a sonar en la región, en naciones como Puerto Rico y Colombia y que todavía no ha alcanzado un desarrollo fuerte debido a sus elevados costos, tanto en redes como en teléfonos para el usuario.
Esta nueva generación celular permite al cliente mayor movilidad y capacidad, por usar anchos de banda superiores a los actuales 4 Megabits por segundo (Mbps) que como máximo ofrece la 3G.
Así, el usuario podría ver televisión en alta definición desde su teléfono o recibir información en forma más rápida, entre otras funciones.
En el país, las nuevas firmas que entrarán en el mercado lo harán desarrollando las tecnologías GSM y en especial la 3G.
Ni Movistar ni Claro se han aventurado a adelantar sobre la opción de ir más allá y probar con una red 4G; más bien han confirmado que al menos en su arranque se quedarán con las tecnologías ya existentes.
No obstante, el Instituto quiere adelantarse a sus competidores, por ello vislumbra el próximo año para construir la nueva infraestructura.
“Actualmente se estudian las tendencias internacionales para desarrollar una propuesta integral de la tecnología 4G como evolución de las redes existentes a redes de mayor velocidad. Se podría comercializar hacia finales de 2012”, aseguró Claudio Bermúdez, gerente de Telecomunicaciones del ICE, quien no precisó cómo lo hará en tan corto tiempo.
Para montar el nuevo sistema celular, el ICE deberá elegir una empresa que lo haga.
Con la nueva normativa puede elegir entre un concurso mediante licitación pública o una contratación directa.
Esta es una elección que Bermúdez prefirió mantener en silencio por ser de “carácter confidencial”, lo mismo que sus costos.
No obstante, debido a los plazos es posible que elija la contratación directa.
Lo que sí es casi un hecho, es que elegirá el protocolo técnico denominado LTE (Long Term Evolution), pues este tipo de redes son las que están evolucionando a partir de las GSM y 3G, de acuerdo con Bermúdez.
Esto limita las opciones de elección de empresas, ya que en la actualidad las dos principales compañías que podrían asociarse al ICE para montar el nuevo servicio son Ericsson y Huawei.
La sueca fue la primera en establecer un ambicioso plan de expansión mundial de la tecnología 4G, que la ha llevado este año a la región.
“Vemos compromisos y planes de despliegue a corto plazo en muchos países de la región, incluyendo Brasil, México, Argentina, Chile y Uruguay, por mencionar algunos”, dijo recientemente Peter Michelson, jefe de Banda Ancha móvil de Ericsson para Latinoamérica.
En el caso de Huawei, la multinacional ha desarrollado una fuerte estrategia de crecimiento de redes de cuarta generación a lo largo de Europa, Asia y más recientemente Norteamérica. Este año ya firmó alianzas para montar los equipos necesarios en Puerto Rico y próximamente lo haría en Colombia.
Aunado a ello, se debe tomar en cuenta la estrecha cercanía que han tenido el ICE y la empresa china en los últimos años, no solo con la compra de terminales.
La firma asiática fue la que en los últimos años desarrolló la infraestructura para establecer un millón de líneas de Tercera Generación en el país por $235 millones.

Luis Valverde
[email protected]

Ver comentarios