Gaetano Pandolfo

Gaetano Pandolfo

Enviar
Miércoles 12 Octubre, 2016

La zona izquierda de la retaguardia nacional debe mejorar

Los fogueos sirven para observar y desde luego mejorar y corregir. El juego de la Selección Nacional ante Rusia fue rico y generoso para lo que pretende o busca Óscar Ramírez hacia la hexagonal.

Regresó a la titularidad en el marco Keylor Navas y todos contentos; el meta del Real Madrid solo fue obligado a un par de intervenciones en el arranque del juego y respondió. Aparte de eso y como líder de la retaguardia lanzó una voz de alerta. “Tenemos que estar más atentos a los centros”.



Tiene razón el estelar guardameta: los tres goles rusos cayeron de centros que con mayor concentración se podrían cortar. No cayeron los balones por tiros libres o de esquina.
El cuerpo técnico deberá trabajar esos detalles tácticos con Gamboa, Salvatierra, Matarrita y Oviedo. El asistente técnico Luis Antonio Marín suma experiencia en ese sentido y debe trabajar a los carrileros para que mejoren.

Rusia nos agujereó por la zona derecha de su ataque; estamos todos notificados, incluyendo el cuerpo técnico de la Tricolor, que Ronald Matarrita no se destaca por su fútbol defensivo, sino por su fútbol ofensivo. Su guardaespaldas en Krasnodar, Francisco Calvo tampoco ha sido sólido en marca en el torneo invernal y la retaguardia morada ha permitido unas cinco anotaciones a su espalda.

Este fue el punto crítico de la Tricolor; el sector izquierdo de su retaguardia y la responsabilidad no solo debe recaer en quienes defienden ese sector como Calvo y Matarrita, sino que los volantes de marca igual juegan papel determinante. Alguna señal quiso enviar el Macho cuando sacó a Randall Azofeifa por Yeltsin Tejeda.

En la zona central defensiva, tampoco Johnny Acosta y Pipo González se jugaron un partidazo; mostraron aciertos e indecisiones pero el tema táctico es menos preocupante si repasamos que defensas estelares como Óscar Duarte, Kendall Waston e incluso Michael Umaña no fueron titulares y el cuerpo técnico puede utilizarlos en la hexagonal como alternativas. Recordemos que Johnny gestó el tercer gol con su incursión ofensiva que terminó en autogol y el Pipo fue de menos a más, cerrando un buen juego después de los desaguisados del gigante Dzyuba. La retaguardia nacional requiere más trabajo y en eso, este fogueo ante Rusia lo va a exigir.