Gaetano Pandolfo

Gaetano Pandolfo

Enviar
Viernes 27 Marzo, 2015

No sabemos qué sucedió anoche en el Estadio Nacional.
Escribimos la Nota horas antes del juego entre Costa Rica y Paraguay.
No son pocos los costarricenses que opinan que los buenos resultados que ha obtenido Paulo César Wanchope al frente de la Tricolor, se deben a que el equipo continúa cosechando los éxitos del trabajo táctico y técnico que se hizo con Jorge Luis Pinto, por cierto caído en desgracia en Honduras. Hay mucho de esto, pero también creemos que en la conquista de la Uncaf empezó a verse la mano propia de Chope que ojalá se haya empezado a consolidar con un triunfo ante los guaraníes.
Académicamente Wanchope está a mucha distancia de Pinto, pero mental y emocionalmente creemos que lo supera y esto, combinado con la lealtad ciega que por ahora mantiene el grupo de jugadores con su nuevo timonel, nos ofrece una mezcla que puede conducir al éxito.
Chope es un tipo astuto e inteligente; suma pericia para evadir la bronca y nunca hecha sal a las heridas; es un experto en huir de las zonas en conflicto y le agrada trabajar en espacios de confort que él mismo construye con sus decisiones. La luna de miel actual entre federativos, comisión de selecciones, jugadores y cuerpo técnico está repleta de orgasmos y como lo escribimos ayer, con tal de enterrar lo más rápido posible el lamentable epílogo de Brasil 14, nada mejor que abrazarse, motivarse y estimularse para probar ante el mundo que hoy hay paz a lo interno de la delegación y que la bronca ha desaparecido y se trasladó a Tegucigalpa.
Jorge Luis Pinto condujo a la Selección Nacional a lo más alto del escalafón mundial de la FIFA; lo pudo hacer gracias a la calidad de una generación de futbolistas que se codea con equipos y jugadores del primer mundo. Pero Navas, Pipo, Duarte, Junior, Celso, Bryan, Joel, Tejeda, Oviedo, Gamboa, Ureña y otros no juegan solos.
Ocupan un director de orquesta que les fue cambiado; hoy la batuta la asume Paulo César que desde la Uncaf y los juegos amistoso empezó a dar oportunidad a nuevos violinistas como Johan Venegas, David Ramírez, David Guzmán, Juan Bustos Golobio, Yendrick Ruiz y ahora llegaron otros como Keyner Brown, Elías Aguilar, Deyver Vega, Aaron Navarro, de manera que arranca una transición entre el saldo de Pinto y la nueva facturación de Wanchope con ruta final en Rusia 2018. El resultado del examen ante Paraguay ya ustedes lo conocen. ¿Pasaron o reprobaron?

[email protected]