Gaetano Pandolfo

Gaetano Pandolfo

Enviar
Jueves 20 Agosto, 2009



Brujas sale contra Cartaginés con un 3-5-2.
Scott, Berny y Luis Peña como centrales.
Mora y Try en los carriles; dos volantes de marca, Danny y Fofo y un número 10, Josimar.
Arriba, Pablo Brenes y el Travieso Daniel.
Cartaginés se planta con un 4-4-2.
Rodríguez, Villalobos Chang, Arriola y Seravalli atrás.
Los novatos Piedra y Artavia, con Granados y como 10, Berny Solórzano.
Barbosa y Luis Steward Pérez en ataque.
Apenas se inicia el partido, Carlos Rodríguez se desprende de la línea de cuatro y se le pega de estampilla a Josimar; Mauricio Wright queda avisado temprano que su creativo desaparecerá y que la única forma de que Arias sobreviva a esa marca de nariz a nariz es con acompañamiento.
Con esa formación con la que empezó Brujas, los únicos que pueden acompañar a Josimar, por sus características de juego, son Geiner Mora en el carril derecho y Pablo Brenes en el otro sector.
Wright tira a Brenes un poco atrás, suponemos que para juntarlo con Arias, pero Juan Luis pone al joven Steven Piedra en los tobillos de Brenes. Pablo se le escapa, lo elude y entonces, al entrenador del Cartaginés no le tiembla el pulso para sentarlo y meter un candado más fuerte: Alberto Jiménez.
Así amarra a Josimar con Rodríguez y a Pablo con Jiménez.
Seravalli no le da margen de acción a Mora; Oscar Granados se faja con Danny Fonseca y Artavia bloquea la salida de Try.
Todos los circuitos de Brujas están cortados, de manera que a Daniel Jiménez no le llega nada en toda la primera parte y si le llega, poco podrá hacer ante la marca duplicada de Villalobos y Arriola.
El asunto se le complica a Brujas cuando Jorge Barbosa se aprovecha de un error garrafal de la retaguardia hechicera y vence a Luis Diego Sequeira con un flechazo corto casi en el cierre del primer tiempo.
Cuando se inicia la segunda parte y se anuncian dos variantes en Brujas, me sorprendo y retomo entonces mi comentario de ayer, sobre lo difícil que resulta descifrar las estrategias de Wright.
Su equipo está amarrado, los circuitos que se conectan, cortados; urge generar fútbol en la cintura para alimentar el ataque. Sin embargo, el técnico brujo mete de una sola vez a dos delanteros, Powell y Alemán y deja intacto su medio campo.
Pregunto ingenuamente.
¿Quién o quiénes van a nutrir de balón a los dos artilleros?
Con Josimar atado, les tocó a los volantes de marca, Rodolfo Rodríguez y Danny Fonseca, sembrar un poco de caos en la retaguardia brumosa y fueron ellos los que obligaron a Carlos Díaz a excelentes intervenciones.
También Mauricio pasó a Try a su puesto habitual por el carril derecho y eso ayudó mucho en ofensiva; pero, ¿qué sentido tuvo ubicarlo por la izquierda y perder 45 minutos?
Detalles como estos quizá expliquen el porqué Brujas no ha metido un solo gol en tres partidos.

[email protected]