Logo La República

Martes, 13 de noviembre de 2018



NOTA DE TANO


Nota de Tano: Lucas Vázquez calzaría muy bien en el fútbol costarricense

Gaetano Pandolfo [email protected] | Lunes 16 abril, 2018


Lucas Vázquez calzaría muy bien en el fútbol costarricense

Miro y remiro el video y la fotografía de la polémica jugada que el árbitro inglés, Michael Oliver, sancionó como penal y que sacó al Real Madrid de las llamas del infierno y me queda, dentro del mar de dudas, una conclusión clara.
En ningún momento, el defensa de la Roma, Mehdhi Betania, le comete un “tijeretazo” al madridista Lucas Vázquez.
Todos los que vemos fútbol sabemos lo que es un “tijeretazo”, cuando un jugador le entra generalmente por la espalda al rival con sus dos piernas abiertas.
Prácticamente lo caza, lo atrapa, lo amarra y desde luego que lo bota, con una pierna en cada costado.
Pero lo que el mundo vio, salvo un analista arbitral costarricense, fue que Benatia mete su pierna izquierda, casi debajo del brazo izquierdo de Vázquez y va por el balón y lógicamente que por el impulso, su cuerpo choca con el del contrario que se derrumba al zacate.
La pierna derecha del “romano marroquí”, permanece en tierra en la acción, lo que hace imposible ese “tijeretazo”, que observó don Ramón Luis Méndez, para decirle a la prensa deportiva nacional que sí fue penal. Por lo menos así se publicó en un diario.
Interesante que autoridades del arbitraje de España ya retiradas, hayan dicho que eso no fue penal.
Incluso, Zinedine Zidane, técnico del Real Madrid, dijo que él no vio el penal, pero que si el árbitro lo sancionó es porque sí fue penal.
Y Zidane no lo vio porque estuviera de espaldas a la acción; estaba de frente y no movió un músculo de su rostro, ni hizo el menor gesto de gozo o de triunfo cuando se sancionó. Luego se escondió rápido en el vestuario.
¿Qué señal le manda al planeta fútbol el estratega de la Casa Blanca?
Pero, hundámonos directamente en la polémica y que nos destrocen.
Esa dudosa acción, aunque haya sido penal, un árbitro experimentado no lo sanciona por todo el entorno de lo que estaba en juego. Le faltó sensibilidad, sentido común, noción de lo que se estaba definiendo en la cancha, al joven juez inglés, después de la heroica sacudida de los italianos para quitarse en el Bernabéu un 0-3 en contra.
Lo escribo a calzón “quitao”.
Ese penal, aunque fuera penal: no se pita y que se me venga el huracán de críticas.
Pudo interpretar el pito inglés, que Lucas Vázquez al mejor estilo tico, se dejó caer por el roce de Benatia y punto: media hora más y que ganara el mejor.
[email protected]