Logo La República

Jueves, 17 de octubre de 2019



NOTA DE TANO


Nota de Tano: Alajuelense superpobló su delantera

Gaetano Pandolfo [email protected] | Lunes 28 mayo, 2018


Alajuelense superpobló su delantera​

En caso de que Liga Deportiva Alajuelense no venda a Jonathan McDonald y a Róger Rojas… ¿se los imaginan los seguidores manudos a este par de goleadores sentados en la banca?

¿Cuál es el plan táctico de Luis Diego Arnáez ahora que contará, aparte Mc y “Ro-Ro”, con Jonathan Moya, Abdiel Arroyo, Dylan Flores y Harry Rojas?

¿Alternarlos? ¿Darles prioridad a unos y sentar a otros?

Nos hacemos estas interrogantes porque durante el desarrollo del Clausura y todavía hace pocas horas, analizamos lo perjudicial que finalmente le resultó al Herediano, el contar con una línea de ataque superpoblada.

De aquel famoso sexteto formado por Mambo Núñez, José Guillermo Ortiz, Jairo Arrieta, Yendrick Ruiz, Jonathan Hansen y Luis Ángel Landín… ¿qué quedó?

Quedó la pérdida del título.

Cedieron al Mambo, se lesionó Ortiz, pero cuando se ordenó darle estelaridad a Yendrick, con rostro de mundialista y miles de dólares pegados en su frente, directos a la tesorería del club, perdieron protagonismo sobre todo Landín y Hansen. Se trepó con goles al escenario Arrieta y así en los juegos finales, cuando Jafet Soto acudió a este binomio de extranjeros como rescate, no halló respuesta, con jugadores sin ritmo, desencanchados y suponemos poco motivados de tanto “chollar nalgas” en el banco de las reservas.

Cuidado y la Liga en su afán de reforzarse no toma el mismo camino. Soltaron a Yuaycell Wright como el Team soltó al Mambo, pero la llegada de Jonathan Moya, la pegada de Dylan Flores, uno de los jugadores de mejor remate del país, sumado a la titularidad que Arnáez otorgó al canalero Arroyo en la cuadrangular, desde luego que les mete competencia a McDonald y Rojas, pero son dos cosas bien distintas “meter competencia”, a que el técnico se anime a sentarlos.

Recordemos que el Alajuelense no competirá en la Concacaf, de manera que la dirigencia del club está volcada en la obtención del fugitivo título 30 y desde luego que está bien que refuercen la nómina.

Sería estúpido rechazar esta posibilidad o estar en contra de ella, pero, en estos casos que personalmente me apasionan, siempre he mantenido el criterio —supongo que errado—, que una nómina extensa repleta de buenos jugadores, lejos de favorecer a un técnico, termina muchas veces por perjudicarlo, sobre todo a nivel local y no mundial y lo sucedido al Herediano y a Jafet Soto es un buen ejemplo.






© 2019 Republica Media Group todos los derechos reservados.