Gaetano Pandolfo

Gaetano Pandolfo

Enviar
Sábado 2 Diciembre, 2017

Herediano contra las cuerdas
 

El juego entre Herediano y Saprissa, segunda fecha de la cuadrangular del Torneo Apertura, será apenas el primero que juegue el campeón nacional después de una derrota, en 23 presentaciones en el certamen.

Luego de terminar la primera fase de 22 juegos en condición de invicto, el Team cayó en la primera jornada de la cuadrangular, 1-0 ante Pérez Zeledón, de manera que se puede afirmar que frente al Saprissa, el monarca va a jugar contra las cuerdas.



Y se unen varios factores para proyectarlo así.

La derrota ante Pérez Zeledón puede hundir a los florenses en el último lugar de la cuadrangular y quedar a seis unidades de los generaleños, si estos vencen a Santos en el otro juego de la fecha y el Team vuelve a perder.

Además, se van a medir con Saprissa, el único equipo de los 12 en brega, al que los rojiamarillos no pudieron derrotar en los dos compromisos del Apertura, terminados ambos con empate 1-1.

De manera que jugar por primera vez después de recibir una derrota y hacerlo contra el equipo al que no han podido doblegar, les otorga a los discípulos de Hernán Medford ese calificativo de que van contra la pared y a ver si la derriban.

Saprissa empató con Santos su primer juego; al Monstruo le ha tocado ser visita en las dos primeras fechas de la cuadrangular y cierra la primera vuelta en Tibás ante Pérez Zeledón.

Puede que sacar otro empate en el Rosabal Cordero sea un buen resultado para los morados, a la espera de los juegos en su territorio. Dos empates de visita en un torneo corto no es tan mal negocio para los pupilos de Carlos Watson, que podrá sumar a la alineación estelar a Julio Cascante en defensa y Marvin Angulo en la cintura, ausentes en el partido ante los guapileños.

En el otro juego de la jornada, Pérez Zeledón, de nuevo casa, espera a Santos, equipos que presentaron rostros totalmente opuestos en la fecha inaugural.

Los guerreros del sur sacaron sus flechas, fueron agresivos, ofensivos, hicieron valer su territorio y lograron lo que parecía imposible en nuestro medio: vencer al Herediano.

Todo lo contrario, Johnny Chaves planificó un partido para el olvido y no le opuso resistencia a un Saprissa que no pasa su mejor momento.

Santos jugó a no perder y logró su cometido, panorama muy desalentador para un equipo que por su conformación, estaba obligado a jugar mucho mejor en su patio.

Sobra decir que los discípulos de José Giacone van por todo en procura de su segunda victoria al hilo, que los catapultaría en solitario a la cima de la clasificación.

[email protected]