Gaetano Pandolfo

Gaetano Pandolfo

Enviar
Miércoles 8 Noviembre, 2017

Para el Clausura, la Liga es un vagón de interrogantes
 

De cara al Clausura de Invierno que está a 60 días plazo más o menos, Liga Deportiva Alajuelense es una vagoneta repleta de interrogantes, bien complicadas de resolver para su dirigencia.

El primer punto y desde luego el más determinante es la escogencia del cuerpo técnico.



¿Sigue Wilmer López o viene cara nueva en el equipo?

La selección del cuerpo técnico está amarrada a una segunda interrogante.

¿Qué va a suceder con los futbolistas jóvenes del equipo, casi todos con Wilmer López como mentor?

Recordemos que Benito Floro arrancó su gestión como técnico de la Liga con el famoso kínder rojinegro. Un equipo repleto de muchachos jóvenes que no ganó partidos pero jugó a estadio lleno y con todo el apoyo de los fanáticos rojinegros.

Cuando regresaron los seleccionados nacionales que aportó la Liga y se ficharon los paquetes del extranjero de sobra conocidos, se archivó el proceso con los nuevos jugadores que fueron desapareciendo del mapa.

¿Piensa cometer la dirigencia del Alajuelense el mismo error?

¿Se tropezará don Pablo Nassar en la misma piedra?

¿Hacia dónde apuntan los nuevos fichajes del Alajuelense?

¿Nuevos paquetes del extranjero; veteranos del área desgastados; sobros con nombre de clubes costarricenses?

¿Piensan archivar de nuevo los rostros juveniles del club, esos que han vuelto al protagonismo en los recientes partidos, como Orlando Galo, Darío Alfaro, Jean Carlo Agüero, Barlon Sequeira, Harry Rojas, Bryan Jiménez, Diego Mesén, Jürgen Montenegro y varios más?
¿Qué van a decidir don Fernando Ocampo y sus compañeros de directiva?

¿Piensan cocinar de nuevo otra olla de carne y meter a Pemberton, Kenner, Salvatierra, Luis Sequeira, Guevara, Cordero, McDonald, revolcados con Álvaro Aguilar, Jake Beckford, Din John, Esteban Marín, Kurt Frederick y los nuevos refuerzos?

Si Liga Deportiva Alajuelense comete los mismos errores que lo llevaron a esta crisis y estrepitoso fracaso, no podrá esperar resultados diferentes.

Por favor: cabeza fría, equilibrio emocional y pensar con inteligencia.

Cuentan con una base talentosa de jugadores jóvenes; construyan el nuevo equipo sobre ella, con unos pocos de la vieja guardia, las caras nuevas que llegaron rescatables (Aguilar, Beckford, Din John) y una tripleta de refuerzos de peso, no de nombre, que marquen diferencia.

La bronca está en conocer si le entregan la “nueva Liga” a Wilmer López o a otro director técnico.

¡Menudo dilema!

[email protected]