Gaetano Pandolfo

Gaetano Pandolfo

Enviar
Martes 11 Abril, 2017

La Tromba se convirtió en “Veranillo” de San Juan

 

Cuando todo hacía suponer que en la jornada 20 del Verano, caerían estrepitosamente los tres punteros de la clasificación, pitaron un claro penal a favor del Saprissa que perdía 2-0 con Belén, en el mismo instante que Carlos Watson, preocupado por la falta de gol de su equipo, preparaba su último cambio en el juego: Anllel Porras entraría en ataque a acompañar a Daniel Colindres y Fabrizio Ronchetti.
En otro escenario y casi que al mismo tiempo, Pérez Zeledón ajusticiaba a Limón, líder del torneo y horas antes, otro pretendiente a la cima, el Herediano, fue hincado en su territorio por el Cartaginés.
Parecía entonces que caían Limón, Saprissa y Herediano, pero a Marvin Angulo se le ocurrió meter el penal y a Carlos Watson se le ocurrió meter a Anllel Porras y en un santiamén…¡zas, zas!
Dos remates a la red de Porras, uno cada minuto y a Belén se lo llevó la porra.
Saprissa 3 Belén 2 y la cima de la clasificación es ahora y de nuevo del campeón nacional, que debe defenderla mañana en su territorio precisamente ante los Guerreros del Sur, que llegan a Tibás con las flechas aceitadas, con Cartaginés y Santos en la nuca, pero confiados en que si siguen ganando, nadie les quita su lugar en la cuadrangular.
La paliza de Pérez Zeledón a Limón resultó memorable; la Tromba lució descolorida, superada desde el arranque cuando los anfitriones lograron ventaja tempranera y la fueron aumentando a su antojo hasta llegar a un 4-0 escalofriante.
Los discípulos de José Giacone llegaron a 31 puntos; Cartaginés subió a 30 y Santos a 28 unidades, pésima noticia para un Alajuelense que tenía alegrón de burro, porque después de derrotar a Carmelita con un golazo de Kenner Gutiérrez, ocupaba en la jornada todo lo contrario a lo que se dio. Si perdían PZ, Cartaginés y Santos, la ventana de una eventual clasificación de los erizos se abría. Ahora se cerró.
En zona de descenso lo sucedido a Belén fue dramático; derrotaba al Saprissa sin apelaciones, victoria que lo sacaba del último lugar que le quedaba a San Carlos, derrotado en Liberia, pero la voltereta del Monstruo dejó a los belemitas en el mismo lugar.
Por ahora el descenso es de ellos, pero se acercaron al calor del infierno, junto a los Toros, otros inquilinos como la UCR y Carmelita, que igual se pueden incendiar.
[email protected] republica.net