Gaetano Pandolfo

Gaetano Pandolfo

Enviar
Viernes 10 Febrero, 2017

San Carlos puede clasificar y también puede descender

El Torneo de Verano corre a mil por hora y más parece una competencia de Fórmula Uno.
Se juega seguido y ahorita no va a haber tiempo para nada; ni para atrapar al Santos en el primer lugar, ni para que Alajuelense se meta en la cuadrangular, ni para que uno de los candidatos evite el descenso.
Contrario al Invierno, el Verano tiene la particularidad de que condena al descenso y eso hace que los equipos que están en zona baja de clasificación les metan presión a los de la azotea y se den juegos más competitivos. Los de arriba no solo se ven en aprietos para sumar puntos sino que pierden a cada rato, de ahí que repasando las clasificaciones, entre Saprissa, Herediano, Alajuelense y Cartaginés suman once derrotas, que podrían ser doce si anoche no hubo empate entre brumosos y florenses. Son muchas desde luego. La última víctima fue el campeón nacional que cayó con Belén, equipo que si hubiera perdido ante el Monstruo, como dictaba la “lógica” se hubiera hundido en el último puesto de la clasificación general con 28 puntos, uno menos que el nuevo propietario del infierno que es Liberia, con 29 unidades.
El tema del descenso es dramático con cinco equipos instalados en las escaleras que conducen al sótano y separados en la clasificación acumulada por solo cuatro puntos: Universidad es octavo con 33 unidades y Liberia último con 29 y entre los dos: Carmelita, Belén y San Carlos.
Y arriba, en la nuca del Santos que suma 18 unidades en el Verano, se pegaron cuatro equipos todos con 14 puntos: Limón, San Carlos, Saprissa y Pérez Zeledón. Curioso lo de los Toros del Norte que pelean en dos escenarios del todo contrarios: tiene oportunidad de clasificarse a la cuadrangular pero también podría descender.
Y anoche jugaron Cartaginés y Herediano, un duelo provincial que definía mucho. Cualquiera de los dos rivales que triunfara, sobrepasaba a los cuatro equipos que suman 14 puntos. El Team podía llegar a 16 y los azules a 15 puntos como escoltas más cercanas de los guapileños, pero si se daba un empate, la lista de equipos con 14 unidades se engordaba con el ingreso de los pupilos de Hernán Medford, de manera que tendríamos una pelota de cinco equipos a la caza de las huestes de Johnny Chaves. ¿Soportará el Santos esta presión?
[email protected]