Gaetano Pandolfo

Gaetano Pandolfo

Enviar
Martes 6 Enero, 2009

NOTA DE TANO


Los partidos empiezan y se terminan pero permanecen las imágenes que deben servir para el análisis.
¿De qué jugó Armando Alonso contra el Alajuelense en el último clásico, ganado por los morados 3-0?
Jugó de volante por el sector derecho.


¿Quién le hace el pase de cabeza a Alejandro Alpízar para que Saprissa meta el 1-0 y abra la cuenta?
Armando Alonso.
¿Quién anota el 2-0?
Armando Alonso.
¿En qué zona de ataque está ubicado Alonso a la hora de las dos anotaciones?
En zona caliente de centro delantero.
¿Cómo, menos de un minuto después de ponerle en bandeja a Alpízar el 1-0, Armando ya está en las narices de Patrick Pemberton, madrugando al portero y a Cristian Montero con la segunda conquista?
Estos detalles son los que hacen grande a un equipo; el contar con futbolistas de este perfil que no me canso de repetirlo, no los tienen los otros clubes, porque no hablamos solo de Armando. Hay que agregar a Celso, el propio Alpízar, Centeno y Alonso Solís.
Estos cinco futbolistas son muy buenos para nuestro medio; en otros equipos hay jugadores buenos, pero no muy buenos, ni tampoco son cinco y eso marca la diferencia entre los campeones actuales y el resto de los clubes y marca también la diferencia entre el seleccionado de Hernán Medford y el de Rodrigo Kenton.
Estos cinco jugadores del Saprissa meten goles; todos meten goles; el que menos anota es Paté.
¿Búsquenme una línea de cinco mediocampistas en los otros once equipos del campeonato con estas características?
Ninguno la tiene.
El gran acierto de Kenton desde que asumió como entrenador de la Selección Nacional fue llevarse a este quinteto completo a la formación del equipo, decisión técnica que no tomó en su momento Medford, por razones que habrá que respetar.
Entonces, retornando a nuestra Nota de ayer, podemos considerar, eso sí, sin pleno conocimiento de causa pues no seguimos sus respectivos campeonatos, que los rivales de Costa Rica en la hexagonal mundialista, puede ser que tampoco cuenten en sus filas con este perfil tan interesante y beneficioso para el fútbol criollo, que poseen los cinco mediocampistas del Saprissa.
Ellos, como lo hacen en el campeonato local, bien podrían marcar diferencias en la hexagonal y equilibrar un poco esa balanza que según Bora Milutinovic, se vuelca a favorecer a Estados Unidos, México y Honduras como favoritos a lograr las tres plazas directas a Sudáfrica y envía a la tricolor a jugar el repechaje.
México tiene en el extranjero jugadores relevantes, pero no juegan juntos como sí lo hacen en cada fecha los volantes del Saprissa.
Si sumamos un Keylor Navas espectacular; un Tuma Martínez intacto físicamente; el talento natural de Bryan Ruiz, nos coloca en la hexagonal con ocho futbolistas de primerísimo nivel, que perfectamente pueden enviar el respetado vaticinio del gitano Bora, al basurero.

[email protected]