Logo La República

Sábado, 24 de agosto de 2019



NACIONALES


No se exceda en su horario laboral

Melissa González [email protected] | Martes 14 septiembre, 2010



No se exceda en su horario laboral
Un reciente estudio estima que los hombres entre los entre 40 y 59 años que trabajan más de 45 horas a la semana presentan el doble de probabilidades de morir de un ataque de corazón

Trabajar más de la cuenta podría ocasionarle algunos problemas relacionados con su salud, esto es lo que han sugerido varios estudios.
Recientemente se dio a conocer el resultado de una investigación que estima que los hombres de entre 40 y 59 años que no están lo suficientemente en forma y trabajan más de 45 horas a la semana, presentan el doble de probabilidades de morir de un ataque de corazón que aquellos que tienen una jornada laboral más reducida, según informó la agencia de noticias EFE.
La razón se debe a que la presión puede permanecer alta durante largos periodos de tiempo y esto sucede, especialmente, a los hombres de mediana edad con un intenso ritmo de trabajo, independientemente de que realicen trabajo físico o no, según el estudio realizado por el Centro Nacional de Investigaciones de Dinamarca a más de 5 mil hombres de diferentes compañías.
Una investigación realizada en Reino Unido tuvo una conclusión similar, ya que estimó que los trabajadores que laboran de diez a 11 horas por día son más propensos a sufrir problemas cardiacos.
Otro estudio realizado años atrás por la Universidad de California concluyó que quienes trabajan más de 51 horas a la semana en una oficina tenían 29% más probabilidad de sufrir hipertensión, a esto se suman otros problemas como falta de concentración y por supuesto cansancio.
Las jornadas laborales largas son causantes de estrés, según la Organización Mundial de la Salud, este a su vez puede ser causante de males como enfermedades reumáticas e incluso trastornos psicológicos.
“A través de la reducción de la jornada de trabajo se persigue, por una parte, garantizar a los trabajadores periodos de descanso, participar de los bienes proporcionados por la cultura, atender los deberes familiares y los inherentes a la vida social”, comentó la psicóloga Shirley Garita.
Sin embargo, considera que en todo el mundo, tanto hombres como mujeres trabajadoras se encuentran en una posición casi alienante con respecto a su situación o condición laboral, y de vida en general.
“Por otra parte, la organización del trabajo ha tendido a contemplar al ser humano exclusivamente como un medio para aumentar la productividad, considerando a su vez, que las únicas necesidades que el trabajador tiene que satisfacer son las básicas de alimento, vestido y casa”, comentó.
Por ello es importante que tenga un balance entre su vida laboral y personal, además de llevar un estilo de vida saludable que incluya una buena alimentación y ejercicio.



Melissa González
[email protected]