Enviar
La iniciativa es avalada también por otras entidades financieras
Nacional estudia refinanciar créditos

• Medida es analizada para prevenir un deterioro de las carteras crediticias

Wilmer Murillo
[email protected]

El refinanciamiento de créditos sería una de las políticas que adoptaría el Banco Nacional durante 2009 a fin de anticiparse a una crisis de pagos.
Esta podría darse como resultado del aumento de las tasas de interés.
Los bancos han reconocido que esta alza podría generar problemas, debido a que los costos de algunos créditos se han duplicado en cuestión de semanas.
El Banco Nacional, con la cartera más grande de crédito del sistema, intentará anticiparse a cualquier problema con un plan de refinanciamiento de los préstamos.
“Cada consulta de refinanciamiento de un crédito merece un análisis por separado. Dependiendo de cada caso y situación, pueden hacerse arreglos de pago”, precisó Bernardo Alfaro, gerente de Riesgos del banco.
El funcionario explicó que estos arreglos comprenderían la extensión de plazos, aumentar periodos de gracia, cambiar la periodicidad de los pagos o diferir las cuotas.
En algunos casos puede procederse a una disminución temporal de la tasa, previa solicitud formal del interesado y comprobación fehaciente por parte del banco, acerca de su situación, añadió Alfaro.
Puede ser también, que se acuda al expediente de consolidar una hipoteca única, que consiste en un crédito hipotecario que sume las deudas del cliente.
“Si tiene un préstamo para la casa, otro para el vehículo y una tarjeta de crédito, refundiríamos todo en una sola deuda, con garantía de la casa, a un plazo extenso y con una tasa atractiva”, manifestó el gerente.
El Banco Nacional tiene una cartera de crédito de ¢1,7 billones a noviembre pasado, de acuerdo con datos de la Superintendencia General de Entidades Financieras (Sugef).
En virtud de la recapitalización de que fue objeto la banca del Estado, el Nacional espera incrementar el crédito este año en otros ¢275 mil millones.
El refinanciamiento podría ser una de las principales modalidades para ayudar a los clientes a mantener sus préstamos al día.
Estos arreglos de pago contemplarían la ampliación de plazos, posibilidad de periodos de gracia, refundición de deudas, colonización, entre otros aspectos, explicaron otros banqueros.
Esta medida se adoptaría en el marco de la desaceleración económica y el incremento de los intereses cuyos tipos se incrementaron hasta llegar al 11,75% en que se encuentra la tasa básica pasiva actualmente.
“Como resultado de ellos los deudores comenzaron a experimentar problemas al igual que las carteras crediticias de los bancos, debido al incremento en la morosidad y por consiguiente en la suficiencia patrimonial de los bancos, dijo Carmen Monge, analista de INS Valores.
Ver comentarios