Logo La República

Jueves, 25 de abril de 2019



SUPLEMENTO COMERCIAL RESPONSABILIDAD SOCIAL Y SOSTENIBILIDAD 2019


Entrevista Especial Pilar Garrido, ministra de Planificación

Nación lidera en descarbonización y protección de naturaleza

Costa Rica primer país del mundo en firmar pacto nacional para cumplir metas

Karla Barquero [email protected] | Jueves 28 marzo, 2019

Pilar Garrido
“Los ODS son una oportunidad para generar las transformaciones más urgentes en el planeta”, comentó Pilar Garrido, ministra de Planificación. Cortesía/La República


Desde 2016 Costa Rica se convirtió en el primer país del mundo en firmar un pacto nacional por los Objetivos de Desarrollo Sostenible (ODS).

Este pacto involucra a los tres Poderes de la República, el Tribunal Supremo de Elecciones, la Defensoría de los Habitantes, así como a representantes de la sociedad civil, sector privado, academia, sindicatos, organizaciones basadas en la fe y gobiernos locales.

En 2017 el Ministerio de Planificación Nacional y Política Económica (Mideplan) fue nombrado como la Secretaría Técnica de los ODS.

Junto al Instituto Nacional de Estadística y Censo se han adaptado los objetivos para determinar los indicadores que se pueden medir para el caso costarricense, pero el año pasado gracias al Plan Nacional de Desarrollo e Inversiones Públicas 2019-2022 se establecieron las acciones e indicadores que contribuirán con la implementación de los ODS.

Lea más: ¿Quiere ayudar a construir el Plan Nacional de Desarrollo?

Ese plan está vinculado en un 62,7% con las metas mundiales. De esta manera, se espera que los objetivos puedan tener un avance mayor, aunque con distintos grados de cumplimiento dependiendo de su complejidad.

La propuesta gubernamental ha programado intervenciones que contribuyen con el cumplimiento de la Agenda 2030 y dan una referencia al resto de los participantes sobre los temas prioritarios que deben implementarse, pero, ¿cómo avanza el país para alcanzar las metas?

LA REPÚBLICA conversó con Pilar Garrido, ministra de Planificación sobre el tema.

¿Cuáles son los más prontos a cumplir?

Entre los que se registran más acciones están los relativos al combate a la pobreza, equidad de género, descarbonización de la economía, protección de la biodiversidad y educación.

¿Cuál es el desafío más grande?

Los desafíos temáticos más grandes son la erradicación de la pobreza, el saneamiento, producción y consumo sostenible y ciudades resilientes.

También, hay otros en relación con los medios de implementación de la Agenda 2030, desde el financiamiento necesario para cumplirlo, la contribución de los distintos actores por generar transformaciones, así como superar cuellos de botella en la gobernanza nacional, para lo cual se requiere reformas en normas, políticas y prácticas que faciliten el cumplimiento de los ODS.

¿Por qué es tan importante involucrar al país en esto?

Es una oportunidad en dos vías: la agenda comprende una guía para que los países generen mejores condiciones en su desarrollo y es, además, una oportunidad para que los países contribuyan de forma solidaria globalmente, especialmente considerando que son desafíos globales, aunque con expresiones locales.

Lea más: En estos 10 ejes trabajará Costa Rica para lograr su descarbonización en 2050

¿Qué se logrará con estos objetivos?

Los ODS comprenden tres principios básicos: universalidad, integralidad y “no dejar a nadie atrás”.

El primero plantea que los países asuman los desafíos como globales, contribuyendo desde su expresión local.

El segundo invita a entender todos los ODS como una sola propuesta y evitar separarlos, para aprovechar así las interrelaciones entre los distintos objetivos. Esto permite poner a la persona y sus derechos como centro del desarrollo y orientar la agenda de desarrollo contribuyendo hacia sus distintas dimensiones; mudando de un enfoque unidimensional a uno multidimensional.

Finalmente, el principio de “no dejar a nadie atrás” busca que la agenda del desarrollo incluya a todas las personas y poblaciones sin exclusión, así como el compromiso de todos los actores, más allá del Estado, como responsables y generadores de desarrollo sostenible.


NOTAS RELACIONADAS