Logo La República

Sábado, 15 de diciembre de 2018



BLOOMBERG


Mundo con más teléfonos que baños

Bloomberg | Lunes 25 marzo, 2013

Mientras al menos una de cada tres personas no tiene baño, ocho de cada diez tiene teléfono. Archivo/ La República


 Una de cada tres personas no tiene acceso a un baño limpio

Mundo con más teléfonos que baños

Jóvenes de China, India y África no tienen acceso a servicios básicos

Hay más teléfonos celulares que baños limpios en la Tierra, lo que representa uno de los desafíos más problemáticos que enfrentan los gobiernos en el vigésimo aniversario del Día Mundial del Agua de las Naciones Unidas, celebrado el pasado viernes.
Encontrarle la solución a ese dilema del desarrollo ha venido frustrando a las autoridades. Existen 6.000 millones de teléfonos celulares, según la Unión Internacional de Telecomunicaciones, mientras que 1.200 millones de personas entre los 7.000 millones de habitantes del planeta no tienen acceso a agua potable y 2.400 millones no están conectados a sistemas de aguas residuales.
Los más vulnerables -ya sea en China, India o el África subsahariana- pueden ser los jóvenes que deben sobrevivir a la escasez de agua o cuestiones de calidad mientras que existe un derroche en otros países como Estados Unidos, dijo Maxime Serrano Bardisa, analista del sector del agua de Bloomberg New Energy Finance (BNEF) en Londres.
"Una de las principales razones de la mortalidad infantil son las instalaciones sanitarias, un sector en el que todavía estamos muy atrasados", dijo Andreas Lindstrom, gerente de programas en el Instituto Internacional del Agua en Estocolmo, en una conferencia en Viña del Mar, Chile. "En muchos países todavía es más riesgoso ir al baño que cualquier otra actividad".
Las estadísticas demuestran que al menos una de cada tres personas no tiene baño. Muere más gente de enfermedades causadas por no tener un lugar seguro y limpio para ir al baño que de VIH/SIDA, malaria y tuberculosis juntas.
Una persona en Estados Unidos que toma una ducha de 5 minutos usa más agua de la que consume una persona promedio en un barrio pobre de un país en desarrollo en todo un día, dijo BNEF.
Frente a la realidad de que el agua dulce se distribuye de manera inequitativa en todo el mundo, las empresas desde compañías en la industria de las bebidas y la electricidad hasta el sector agrícola enfrentan desafíos para asegurar el acceso al recurso, dijo Serrano Bardisa de BNEF.
"El agua es esencial para nuestro bienestar y nuestra prosperidad, y es finita", dijo Paul Street, director de soluciones sustentables en Black
Veatch Ltd., una compañía de infraestructura. "La imposibilidad de administrar mejor los recursos de agua podría tener un impacto significativo en nuestra economía".
Se necesitan 340 litros de agua para cultivar medio kilo de maíz y 40 barriles de agua para producir un barril de petróleo, dijo Street.
El nexo de los alimentos, la energía y el agua es la cuestión más importante de aquí en adelante, dijo Lindstrom.
"No se trata sólo de ofrecer servicios básicos", dijo. "Si seguimos consumiendo como lo hacemos ahora no tendremos el agua para satisfacer todas esas necesidades diferentes".
Xylem Inc., la compañía de agua que se creó como filial de ITT Corp. en 2011, instó al Congreso de Estados Unidos a que la protección del agua y de la infraestructura de aguas residuales del país se convierta en una prioridad nacional.
"Las presiones en materia de infraestructura del agua que pone de manifiesto del Día Mundial del Agua muchas veces se pierden en medio de la atención que se centra en el desarrollo de las comunicaciones y la energía", dijo Street. "Sin agua, no hay vida y, aun así, en muchos sentidos, el agua se ha convertido en el insumo olvidado".


Randall Hackley /Bloomberg News