Enviar

Existe mucha gente que prefiere realizar ejercicio solos por amoldarse al horario personal, privacidad o comodidad para llevar el ritmo o intensidad propio.

Sin embargo debo comentar que hacer prácticas grupales, especialmente en grupos pequeños, conlleva muchos más beneficios que hacerlo solo (a).

  1. El nivel de exigencia es más alto: en el grupo siempre hay alguien más avanzado que sirve de referencia para que los demás traten de subir el nivel de entrenamiento. En algunos casos hay miembros que tienen más fuerza y otros más velocidad. Es interesante ver las fortalezas y debilidades de cada uno y apoyarse mutuamente para mejorar.
  2. Existe la sana competencia:  la idea es que todos puedan retarse mutuamente y con el tiempo se ven las mejoras del equipo.
  3. Hay mayor compromiso: al ponerse de acuerdo con los horarios, ser más disciplinados tanto en el entrenamiento y la alimentación para alcanzar ese objetivo colectivo más fácilmente de forma grupal.
  4. Entre los miembros pueden corregirse: si se entrena con un Coach, mucho mejor, para asegurarse de que la ejecución del ejercicio mejore y evitar lesiones.
  5. Es más económico: si se entrena en grupos pequeños con un Coach especializado, sale mucho más barato que pagar de forma individual un personal trainer.
  6. Permite crear lazos de amistad de por vida: las personas que acostumbran ejercitarse en grupo logran conexiones de empatía y complicidad que cuando se practican deportes individualmente. Más que compañeros de equipos, terminan siendo amigos cercanos para las buenas y malas por muchos años. Pueden llegar a ser una segunda familia.


Si desea entrenar mejor, anime a su familia, amigos, vecinos y compañeros de trabajo. No se va a arrepentir, entre las frustraciones y alegrías colectivas, todos ganan. ¡Un abrazo!
 

Ver comentarios