Enviar
Conductores muestran “indiferencia” ante montos bajos
Multas leves disparan infracciones

Sanción por superar límite de velocidad fue declarada “desproporcional” ayer por Sala IV

Multas leves en la ley de tránsito hacen que la cantidad de infracciones se dispare.
Sin temor a pagar sumas altas, los conductores podrían irrespetar aún más las normas de seguridad vial.
Aún no se logra un acuerdo en el Congreso sobre una adecuada proporcionalidad del monto de las infracciones, por lo que la reforma a la ley no sale de su fase de estudio.
Sin quererlo, durante 2011 la Sala Constitucional demostró con sus resoluciones, que los hábitos de manejo en el país, están supeditados en algunos casos a una fuerte sanción económica y no a una sólida formación en seguridad vial.
Esto, porque una vez que los magistrados declararon “desproporcionales” las multas por no usar el cinturón de seguridad y circular sin revisión técnica, se incrementaron las infracciones en ambos delitos.
En el caso de manejar sin dispositivo de seguridad, la sanción pasó de ¢237 mil a ¢15 mil, lo que provocó que el promedio mensual de boletas por este delito pasara de 514 a más de 1.200, una vez que la Sala IV declaró ilegal la infracción más elevada.
Mientras que para la revisión técnica se impusieron más de 8 mil multas en menos de tres meses, es decir, un 42% de las que se generaron en los otros nueve meses del año, cuando rigió la sanción más fuerte.
Ayer la Sala Constitucional declaró “desproporcional” otro artículo de la ley. En este caso, se trató de la sanción por ¢351 mil por irrespetar las señales fijas que establecen límites de velocidad. La sanción quedó en ¢5 mil, indicó César Quirós, director de tránsito.
El incumplimiento de normas de seguridad vial, podría provocar más accidentes de tránsito con consecuencias fatales, señala Francisco Jiménez, ministro de Obras Públicas y Transportes.
“Para desestimular la conducción temeraria en todas sus aristas, es necesario contar con una ley fuerte. En el momento en que se suavicen los montos, los conductores empiezan a ser más indiferentes, vea lo que pasó con el cinturón y la revisión técnica”, expresó Jiménez.
En ese sentido, es de vital importancia que las multas sean proporcionales a la realidad nacional, agrega Jiménez, quien hace un llamado a los legisladores para que en la reforma a la ley de tránsito que estudian, no se les vaya la mano al rebajar las multas.
Desde 2010 la Asamblea estudia una reforma a la ley de tránsito, con el objetivo de reducir las sanciones económicas que contempla la normativa, ya que hay multas que ascienden a más de ¢400 mil.
El proyecto fue convocado por el Poder Ejecutivo a las sesiones extraordinarias y de acuerdo con Viviana Martín, presidenta de la comisión de tránsito, el objetivo es aprobarlo lo más pronto posible.
“Uno de los principales objetivos del proyecto es hacer de la ley de tránsito un cuerpo normativo que atienda parámetros de razonabilidad y proporcionalidad, ello respecto a la reprochabilidad de las conductas y la cuantía de las multas y las penas. Mientras se discute el plan fiscal con sesiones extraordinarias durante el mismo día que sesiona la comisión, estas últimas deben suspenderse”, expresó Martín.
La propuesta que discuten los legisladores incluye una rebaja de hasta un 45% en algunas de las multas.

Esteban Arrieta
[email protected]

Ver comentarios