Medallista de oro tica disputó Mundial de Atletismo con su hija en el vientre
Avril Jiménez, de tres años, con su mamá Andrea Carolina Vargas, medallista de oro de Barranquilla 2018. Cortesía Andrea Carolina Vargas/La República
Enviar

La medallista de oro en los Juegos Centroamericanos y del Caribe 2018, la costarricense Andrea Carolina Vargas, celebrará este Día de la Madre con su familia, como ninguno otro en su vida, ahora con una presea dorada en su pecho y con el orgullo de todo un país.

La puriscaleña y ganadora del oro en la modalidad 100 metros vallas en Barranquilla, le recordó a LA REPÚBLICA cómo a sus 18 años, recibió la noticia de su embarazo y cómo con un mes de gestación, disputó el Mundial Junior de Atletismo en Oregón, Estados Unidos, en 2014, donde además alcanzó las semifinales.

Hoy, su hija Avril de tres años de edad es su seguidora número uno y es la razón para celebrar este día.

Entrevista con Andrea Carolina Vargas, Atleta costarricense

1. ¿Cómo es ser mamá y atleta de alto rendimiento?

Ha sido hermoso, tener a Avril a la par siempre acompañándome en los entrenamientos me alegra mucho y también me exige. A veces me dice “mami va muy lento o póngale”. Es bonito y gratificante pero para ser madre y atleta hay que organizarse muy bien.

2. ¿Cómo la ayudaban sus familiares cuando Avril era más pequeña?

Mi mamá, que también es mi entrenadora, me ayuda a cuidarla en los entrenamientos y a veces la ponemos a hacer algunos ejercicios si quiere; si no, dejamos que se vaya a jugar. A ella le encanta la fosa de arena del estadio y le llevo juguetes.

Mi esposo también me ayuda en el gimnasio y mi hermana también la cuida cuando estoy fuera del país o mis cuñados.

3. ¿Cómo divide el tiempo entre los entrenamientos, las competencias, su profesión como abogada y el tiempo para su hija?

Siempre tengo cierta planificación por semana. Me ordeno y acudo al calendario para ver si tengo citas porque no doy abasto sin el calendario.

4- ¿Cómo tomó la sorpresa de su embarazo, quería ser mamá?

A los 18 años me casé y después quedé embarazada muy rápido pero lo tomé como algo bonito. Incluso tuve que ir al Mundial Junior en Oregón con un mes de embarazo, pero me cuidé mucho, fui al médico para tener el visto bueno y me dijo que podía competir así.

El embarazo fue una sorpresa porque no pensaba en bebés pero lo tomé muy bien, lógico no abandoné los estudios ya que en un futuro eso nos puede sacar adelante y alcanzar el éxito.

5. ¿Una mujer está realmente preparada para ser mamá?

Nadie está preparado, a veces se tiene que improvisar para ser madre, yo veía videos, leía y buscaba información. Mi mamá me dio muchos consejos, mi cuñado y muchas personas me contaban historias y me tranquilizaba.

6. ¿Qué le gusta hacer con su hija en los tiempos libres?

Nos gusta estar juntos en familia, ver películas, comer palomitas de maíz, a veces leer o jugar juntas.

7. ¿Le gustaría que su hija siga los pasos de la mamá en atletismo?

Pues sí, pero eso va a quedar a gusto de ella, si prefiere otro deporte no la voy a presionar. Yo empecé en atletismo por gusto mío y ella igual, si le gusta bien y si no, también.

8. ¿Si pudiera dejarle una enseñanza a su hija, qué sería?

Que vea que sí se puede lograr lo que se proponga y que nunca piense que no puede hacer algo. Todos somos capaces de hacer cosas buenas para el país y el mundo y por supuesto que siempre tiene a su mamá para lo que sea.


Ver comentarios