Enviar
Manufactura impulsa la producción nacional
Recuperación en exportaciones de zonas francas dio un fuerte empujón al comportamiento del Indice Mensual de Actividad Económica, el cual desaceleró caídas interanuales en setiembre

Erick Díaz
Víctor Sanabria
[email protected]
[email protected]


Las mayores exportaciones de las zonas francas fueron uno de los motores más potentes que le permitieron a la producción nacional reportar en setiembre, la menor caída interanual desde octubre de 2008.
Prueba de ello es que la actividad económica, medida por la tendencia ciclo del Indice Mensual de Actividad Económica (IMAE), presentó una variación interanual de un -0,1% en el mes observado.
Este porcentaje muestra una mejora con respecto a las variaciones negativas observadas durante los primeros seis meses del año, periodo en el que la actividad se contrajo a un ritmo del 3,6%.
Precisamente, la industria manufacturera —que contempla los negocios en zonas francas— presentó el mayor cambio dentro del IMAE, al pasar de una caída media de un 11,2% en el primer semestre, a un -1,1% en el mes analizado.
“Hemos sentido una recuperación lenta, pero tememos que en los próximos meses se dé una nueva caída del sector manufactura, como ya lo hemos empezado a ver tras el pago de impuestos”, aseguró José Fernando Maya, representante legal de Lingerie de Centroamérica.
No obstante, si este sector logra mantener este comportamiento resultaría alentador desde la perspectiva de variados economistas, quienes han venido advirtiendo que a pesar de las desaceleraciones en las caídas interanuales del IMAE presentadas desde febrero (-4,8%), sin un incremento en el sector exportador y en turismo es difícil hablar de una reactivación.
Las exportaciones locales cayeron un 11% en setiembre, frente al mismo mes el año pasado. Este porcentaje se podría interpretar como latidos positivos frente a la caída interanual de las ventas en un 17%, en febrero.
Otro de los sectores del IMAE que reflejaron una desaceleración en las caídas en setiembre fue el hotelero, al pasar de una tasa media del -7,5% de enero a junio, a un -5,9%. La menor baja en la entrada de turistas al país fue uno de los factores que ayudaron a desacelerar las caídas, y se guarda la esperanza de que con la llegada de la temporada alta de turismo la curva negativa empiece a cambiar de dirección.
“Ya se puede percibir una recuperación, la cual aunque es lenta, está presente. Con estos últimos cambios me parece que el Producto Interno Bruto anual podría ser menos negativo, o incluso llegar a un 0%”, afirmó Carlos Arguedas, economista y académico de la Universidad Nacional.
Una tercera industria que redujo la velocidad en las caídas fue la de construcción, que bajó un 2,43% en comparación con el mismo mes en 2008. En agosto la caída interanual fue de un 3,19%.
A estas desaceleraciones se sumaron los sectores que han venido sacando el pecho por la producción local con cifras positivas, desde meses atrás.
Uno de ellos es el de servicios prestados a otras empresas, el cual reflejó una variación interanual de un 5,15% en setiembre. En agosto el cambio fue del 5,10%.
Otro se centra en los servicios de intermediación financiera indirecta, que lograron avanzar en un 6,59%, de cara al aumento interanual del 6,48% presentado el mes pasado.
Por su parte, los servicios de intermediación financiera y seguros crecieron en un 1,09%, dejando el 0,83% observado en agosto. “Crecen –estos últimos servicios— a pesar de la disminución de los ingresos por las comisiones, principalmente por líneas y tarjetas de crédito y por los ingresos por arbitraje de divisas”, publicó un reporte emitido por el Banco Central.
A pesar de la evolución favorable de la producción en estos últimos meses, la tasa acumulada de la tendencia ciclo del IMAE a setiembre mostró una caída del 2,7%.
“Lo anterior se explica principalmente por la contracción que ha mostrado la producción de la industria manufacturera, la actividad comercial, la hotelera y la agropecuaria”, señala el informe del Central.


Ver comentarios