Maestrías rinden más a experimentados
Una maestría puede hacer la diferencia para ser contratado, dijo Laura Centeno, consultora de Manpower. Esteban Monge/La República
Enviar

Combinación con experiencia facilita ascenso profesional

Maestrías rinden más a experimentados

Inversión se recupera en pocos meses

Tener un cúmulo de experiencia en cargos gerenciales es un beneficio para quienes buscan sacar mayor aprovechamiento de las maestrías para ascender en la escalera laboral.

201407102338330.n55.jpg
Cuando cualquier empresa abre un proceso de contratación, busca a un líder de proyecto o un gerente cuya formación académica esté respaldada por la trayectoria en cargos similares.
“Una maestría es un plus que puede diferenciar el ser contratado o no”, dijo Laura Centeno, consultora de Manpower.
En lo que se refiere al dinero, cursar un posgrado implica un egreso que inicia desde unos ¢2,5 millones por el total del currículo.
El costo aumenta, a medida que la especialización sea mayor.
No obstante, si se consigue el trabajo, la inversión se recuperaría en poco tiempo.
El tiempo es otra variable por considerar.
Estudiar una maestría implica una competencia de tiempo con el trabajo.
Por eso, es común que la mayoría de estudiantes lleve dos materias como máximo, por bloque.
Esto implica el compromiso por al menos dos años, asumiendo un costo en la cantidad de tiempo libre.
Otro valor a considerar son los materiales. En algunas casos se requiere una inversión de al menos ¢300 mil.

María Siu Lanzas
[email protected]
@La_Republica



Ver comentarios