Los seguros lo acompañan a lo largo de su vida
Enviar

El mercado de seguros ha experimentado una apertura que ha beneficiado directamente al consumidor, al ampliarse la oferta de productos, creándose la figura de los corredores de seguros ante los cuales puede pedir asesoría y con la inclusión de seguros autoexpedibles, que tienen menor precio y son de cobertura inmediata.

“El mercado ha crecido alrededor de un 70% desde su apertura hace aproximadamente ocho años. Esto quiere decir que un gran segmento de la población que antes no tenía seguro los está adquiriendo ahora gracias a la variedad de opciones de consumo e información”, dijo Tomás Soley, superintendente de Seguros.

Actualmente existe una amplia gama de seguros, por eso usted debe cerciorarse de que está tratando con una aseguradora seria, por lo que debe verificar que está inscrita ante la Superintendencia de Seguros (Sugese) y tiene autorización para operar en el país. De esta forma se evita procesos innecesarios o inclusive estafas.


MERCADO DE SEGUROS


Aseguradoras: entidades aseguradoras con presencia física en Costa Rica facultadas para operar en el mercado.
Sociedades corredoras: entidades intermediarias de seguros que no se encuentran acreditadas ni vinculadas a aseguradoras particulares.



Seguros transfronterizos: aseguradoras, intermediarios y proveedores de servicios que operan en el país desde su mercado de origen.
Autorizaciones condicionadas: Entidades autorizadas, pero cuya entrada en operación está sujeta al cumplimiento de requisitos dispuestos en el Reglamento sobre Autorizaciones.

Sociedades agencias de seguros: entidades intermediarias de seguros acreditadas y vinculadas a una aseguradora.

Operadores de seguros autoexpedibles: intermediarios de seguros acreditados y vinculados a una aseguradora, para vender pólizas registradas bajo la modalidad autoexpedible.

 


Recomendaciones:


  1. Tener claro cuáles son los riesgos que tiene en ese momento y qué le gustaría cubrir. Un corredor de seguros puede ayudarlo a tomar su decisión.
  2. Pedir al intermediario que le explique ampliamente lo que incluye el seguro, pero más importante aún, los aspectos que NO cubre.
  3. Leer los documentos con detenimiento y tener a mano el número al que debe llamar en caso de que deba utilizarlo.
  4. En caso de necesitarlo, llamar inmediatamente a su aseguradora.
  5. Estar al día con los pagos.
  6. Si obtiene un seguro de vida, no lo haga a escondidas, ya que los beneficiarios no sabrían cómo reclamarlo.