Logo La República

Martes, 4 de agosto de 2020



FORO DE LECTORES


Los retos de la Empresa Familiar frente a la crisis del Covid-19

Karolina Solano [email protected] | Jueves 23 abril, 2020

xx

Las empresas familiares, al igual que todos nosotros, han sido sorprendidas este 2020 por el Covid-19, que ha generado una crisis de confianza que ha modificado nuestro comportamiento.

Esta crisis ha impuesto restricciones de consumo y movimiento cuyo efecto significó un fuerte impacto económico en la liquidez de las empresas, ya que los clientes no están consumiendo. Ante estos problemas de liquidez se debe echar mano a los recursos ofrecidos por los bancos, tanto estatales como privados, y procurar que las deudas sean trasladadas a largo plazo; esto brindará a las empresas el oxígeno necesario para atravesar y superar la crisis.

Con base en la experiencia vivida en China, en nuestro país será hasta finales de agosto, principios de setiembre, que nuestra economía se tratará de poner en marcha nuevamente.

El aislamiento social al que nos vemos sometidos llega hasta las familias empresarias y recordemos que muchos de los líderes de estas empresas son personas de 60 años o más que entran en el grupo más vulnerable frente al Covid-19. Adicionalmente, producto de las recomendaciones de aislamiento social, órganos como el Consejo de Familia, ya no se celebran con la misma regularidad de antes y por ende la información no fluye de la misma manera.

Frente a esta crisis las empresas familiares deben:

1. Entender qué está pasando y cómo las afecta esta crisis: Muy probablemente no es el mismo entendimiento desde el punto de vista de una empresa familiar en primera generación que de una en segunda generación.

2. Percepción colectiva homogénea: Debe haber un consenso acerca de cómo afrontar la crisis. Puede ser desde una visión de miedo (más factible en segunda o tercera generación) o una visión que implique arriesgar para asegurar la supervivencia (más común en primera generación)

3. Repasar la historia: Si bien la mayoría de las empresas familiares no han enfrentado una crisis como esta, sí es cierto que en su historia se han enfrentado momentos difíciles. Debe verse para atrás y repasar las lecciones aprendidas.

4. Las empresas familiares suelen tener mucha resistencia y resiliencia: Dos valores y características determinantes para poder afrontar la crisis y sobrevivir.

5. Confirmar el liderazgo: En estos momentos es fundamental la figura del líder, quién debe dirigir y tomar las riendas de la empresa. No es este el momento de realizar un plan de sucesión, es necesario tener a todos dentro de la compañía.

6. El sistema familiar, empresarial y de capital social están afectados por la crisis del Covid-19 y por ende la intervención debe ser sistemática.

7. Tecnologías: Las empresas familiares deben echar mano de todos los recursos tecnológicos disponibles, haciendo uso de plataformas para acercase no sólo entre sus miembros sino hasta sus clientes, por razones obvias de salud pública, y desarrollar nuevos canales de venta y producción.

En momentos de crisis como esta, en donde nos enfrentamos al Covid-19, las empresas familiares deben trabajar tanto los ámbitos técnicos como emocionales, haciendo uso de los recursos ofrecidos por las distintas entidades, confiando en su líder y teniendo esa resiliencia y resistencia que siempre ha caracterizado este tipo de organización.

Karolina Solano

Abogada

Batalla







© 2020 Republica Media Group todos los derechos reservados.