Enviar
Discrepancias políticas y agenda de legisladores han impedido ver reforma en el Congreso
Ley de Tránsito se accidenta

• Comisión que analiza tema promete dictaminar texto este mes

Danny Canales
[email protected]  

Desde que se presentó la reforma a la Ley de Tránsito a la corriente legislativa hace poco más de un año, han muerto unas 350 personas en accidentes en las vías.
A pesar de ello, los diputados no tienen todavía un texto definitivo para iniciar la discusión del tema en el plenario.
Debido a esa situación un grupo de familiares de víctimas de percances de tránsito visitaron la Asamblea Legislativa ayer para pedir soluciones.
A la petición se le unió Karla González, ministra de Obras Públicas y Transportes y la diputada independiente Evita Arguedas.
Si bien los promotores de la reforma comprenden que los diputados tienen una agenda apretada, solicitan que abran un pequeño espacio para reformar la ley.
“Cuando presentamos el proyecto tuvimos el respaldo de Acción Ciudadana, el Movimiento Libertario y por supuesto la fracción de Liberación Nacional”, dijo la Ministra.
En la visita Adolfo Gairaud, familiar de David Rodríguez Gairaud, muerto en un accidente el 17 de octubre y Catalina Trejos, hermana de Natalia Trejos, quien perdió la vida en un percance el 7 de noviembre, presentaron una pliego de firmas de personas que solicitan endurecer las sanciones por el incumplimiento de las normas de tránsito.
“Vemos que hay voluntad solo de un grupo de diputados, nos parece que todos deberían respaldar el proyecto”, dijo Gairaud a la salida de la cita con los diputados.
Francisco Antonio Pacheco, presidente de la Asamblea Legislativa, recibió los documentos y prometió buscar la manera de aprobar pronto la reforma a la Ley de Tránsito.
“Esperamos abrir un espacio en sesiones extraordinarias. Sabemos que el Ministro de la Presidencia (Rodrigo Arias) y el presidente (Oscar Arias) están comprometidos con el tema”, dijo el Presidente del Congreso.
Por su parte, el diputado Alexander Mora, presidente de la Comisión Asuntos de Jurídicos, donde se discute el texto, prometió el dictamen para finales de este mes.
“Estamos trabajando en un proyecto integral que recoja algunos temas que no fueron incluidos en la reforma presentada por el Poder Ejecutivo”, dijo Mora.
Los temas que se le están incluyendo al proyecto es lo que a criterio de González, ha impedido que el documento sea aprobado.
Sin embargo, los diputados defienden que el documento base es muy permisivo por lo que prefieren mejorarlo antes de “aprobar un proyecto que no ataque el problema de forma integral”, dijo el diputado libertario Mario Quirós.
Entre los cambios que promueve el libertario está el de convertir en delito el conducir en estado de ebriedad, para crear penas de cárcel.
En ese sentido, elimina la pre-ebriedad. Además solicita penas de tres días cárcel para la persona que maneje luego de tomar alcohol.
De uno a tres meses a quien choque en estado de ebriedad y no lesione a nadie.
Si hay lesión, Quirós solicita que aumente la pena de tres a cinco años y si hay muertos hasta nueve años. Por su parte, plantea eliminar la licencia y rehabilitar al infractor.
El aumento de las penas es respaldado por Mora y el diputado minoritario Guyón Massey, quien también participa en la Comisión de Jurídicos.
La reforma busca además aumentar hasta en un 1.700% las multas económicas por el irrespeto a las leyes de Tránsito, incluir la educación vial como una materia de primaria y secundaria y castigar a las empresas o profesionales que diseñen o construyan mal un proyecto vial.

Ver comentarios